Asesinan a nueve campesinos en ataque paramilitar en Colombia

Hombres armados con fusiles AK-47 y vestidos de camuflaje asesinaron hoy a nueve campesinos, entre ellos a cinco miembros de una familia, tras sacarlos por la fuerza de sus casas en un pueblo montañoso en el sudoeste de Colombia.

03 de Octubre de 2000 | 20:25 | REUTERS
BOGOTA.- Hombres armados con fusiles AK-47 y vestidos de camuflaje asesinaron el martes a nueve campesinos, entre ellos a cinco miembros de una familia, tras sacarlos por la fuerza de sus casas en un pueblo montañoso en el sudoeste de Colombia, informó la policía.

La masacre, atribuida por la policía a escuadrones paramilitares del temido Frente Calima, se registró cerca del caserío de Dijes, a unas dos horas en automóvil de la sudoccidental ciudad de Cali, la segunda más poblada del país.

Las víctimas, todas ellas hombres, fueron arrastradas fuera de dos casas distintas en horas de la madrugada y ejecutadas a balazos tras ser acusadas de ser simpatizantes de la guerrilla, dijo un portavoz de la policía en Cali.

Un informe de la organización de derechos humanos estadounidense Human Rights Watch divulgado en septiembre acusó al Frente Calima de la muerte de al menos 200 personas y del desplazamiento de unas 10.000 más durante los últimos 12 meses.

Los paramilitares, agrupados clandestinamente a nivel nacional bajo la organización paraguas Autodefensas Unidas de Colombia (AUC), son señalados de contar con el apoyo de sectores duros de ejército como parte de un "trabajo sucio" contra la guerrilla izquierdista y sus simpatizantes.

En el informe, Human Rights Watch acusa a las AUC del 80 por ciento de todas las violaciones de los derechos humanos registradas en los primeros nueve meses del 2000 en el marco del conflicto armado que sacude a Colombia y que ha dejado unos 35.000 civiles muertos sólo en los últimos 10 años.

El temido jefe de las AUC, Carlos Castaño, quien dirige un ejército privado de unos 8.000 hombres, ha reconocido que financia sus actividades con aportes del narcotráfico y con contribuciones de ganaderos y terratenientes, blanco de campañas de extorsiones y chantajes de los rebeldes.

Guerrilla, paramilitares y fuerzas de seguridad del Estado libran desde hace más de tres décadas un conflicto armado en este país sudamericano de 40 millones de habitantes.
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores