Kostunica busca acuerdo para compartir poder en Serbia con aliados de Milosevic

En un esfuerzo por lograr el respaldo de Montenegro, el Mandatario yugoslavo envió un representante a la república,con el fin de obtener el respaldo de la población y el gobierno de Podgorica como Presidente.

15 de Octubre de 2000 | 19:25 | Associated Press
BELGRADO.- El Presidente yugoslavo, Vojislav Kostunica, ofreció hoy designar como miembros de su gobierno a quienes respalden al liderazgo de Montenegro, en un compromiso que tiene por objeto superar los planes de la oposición de elegir a un ex aliado de Slobodan Milosevic para el cargo de primer ministro de Yugoslavia.

En un esfuerzo por lograr el respaldo de Montenegro, envió asimismo un representante a la pequeña república yugoslava, cuyo liderazgo ignoró las elecciones federales que lo llevaron a su triunfo y hasta el momento no le ha respaldado como Presidente.

Mientras tanto en Belgrado, los aliados de Milosevic trataban de aceptar los cambios en el gobierno de la principal república Serbia, antes del plazo de mañana. Las exigencias de Kostunica de que los dos grupos compartan el control de los principales ministerios al parecer tenía la aceptación necesaria para el acuerdo.

Kostunica envió a su asesor Zoran Djnidjic a la capital de Montenegro, Podgorica, después que los colaboradors del Presidente montenegrino Milo Djukanovic objetaron su plan de presentar un miembro de un partido rival montenegrino como primer ministro federal yugoslavo.

En comentarios difundidos por la televisión, Kostunica dijo que estaba dispuesto a designar miembros del partido de Djukanovic como ministros en su gobierno federal, si accedían a aceptar a un miembro del partido rival montenegrino como primer ministro federal.

El asunto de Montenegro se agregó a la compleja lista de intentos que tiene Kostunica para allanar el camino de Yugoslavia hacia la democracia.

En vista de que Kostunica es de Serbia, según la constitución yugoslava, su primer ministro debe ser de Montenegro.

Después de una semana de presiones, los partidarios de Milosevic parecieron ayer estar de acuerdo con las demandas de las fuerzas prodemocráticas de Kostunica de disolver el parlamento serbio a fines de este mes y convocar a elecciones anticipadas para diciembre en la república.

Pero en las conversaciones que terminaron justo después de la medianoche de ayer, los aliados de Milosevic parecieron resistirse a un consenso en todos los detalles de la propuesta de un gobierno interino -- en el cual compartirían los ministerios clave, policía, justicia, información y finanzas con quienes apoyan a Kostunica -- hasta la fecha de las elecciones anticipadas.

Los cambios terminarían de manera efectiva con los últimos vestigios de la vieja guardia de Milosevic y la reemplazarían con simpatizantes de Kostunica, quien ganó abrumadoramente las elecciones presidenciales del mes pasado.

Tras la reunión de hoy, Zoran Djindjic, asesor clave de Kostunica, dijo que si el gobierno serbio continúa bajo el control de Milosevic, el país no podrá recibir la ayuda occidental que tanto necesita.

Djindjic señaló que sin el apoyo financiero de Occidente, Serbia, arruinada por 13 años del régimen de Milosevic, "se enfrenta a una absoluta conmoción económica". El sábado, la Unión Europea prometió 175 millones de dólares a Kostunica.

Los socialistas también realizarán su propia reunión hoy, dijeron fuentes prodemocráticas.

Ayer, el presidente serbio Milan Milutinovic sugirió que aunque persistían algunos desacuerdos, sí se había convenido en la fecha de las elecciones anticipadas: el 24 de diciembre.

Las fuerzas prodemocráticas pusieron fecha y hora límites: 10 a.m. (0800 GMT) del lunes para que los socialistas convengan con los cambios en el gobierno serbio.

"Nuestra oferta es tómelo o déjelo" dijo Djindjic. "Por tanto, o aceptan nuestra oferta el lunes, o no habrá más negociaciones".
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores