Fernando de la Rúa completa recomposición de gabinete

El Presidente argentino completó su gabinete de ministros y colaboradores, en un gesto reclamado por los dirigentes de la gobernante Alianza para dar por concluida la crisis política generada por una ola de renuncias y destituciones.

22 de Octubre de 2000 | 22:53 | EFE
BUENOS AIRES.- El Presidente de Argentina, Fernando De la Rúa, completó su gabinete de ministros y colaboradores, en un gesto reclamado por los dirigentes de la gobernante Alianza para dar por concluida la crisis política generada por una ola de renuncias y destituciones.

El mandatario firmó el decreto por el que acepta la renuncia presentada el pasado viernes por su amigo, el banquero Fernando De Santibañes, como jefe de la Secretaría de Inteligencia de Estado (SIDE), según informó la Casa Rosada (la sede del Gobierno).

La permanencia de Santibañes en su cargo puso al borde de la ruptura a la coalición de partidos que gobierna Argentina desde el pasado 10 de diciembre, después de que el banquero fuera incriminado en el presunto pago de sobornos a senadores para que aprobaran una ley impulsada por el Ejecutivo.

El Presidente nombró al frente de la SIDE a Carlos Becerra, quien hace una semana asumió el cargo de secretario general de la Presidencia de la Nación, que ahora pasará a manos del diputado Horacio Jaunarena, ministro de Defensa durante la presidencia de Raúl Alfonsín (1983-1989).

Por otro lado, Enrique Olivera, quien secundó a De la Rúa hasta el año pasado en el Gobierno de la ciudad de Buenos Aires, fue designado presidente del estatal Banco Nación, puesto que estaba vacante desde hace siete días cuando Chrystian Colombo pasó a ocupar la jefatura del Gabinete de Ministros.

Los designados de este domingo pertenecen al centenario partido Unión Cívica Radical (UCR), el mismo al que está afiliado el jefe del Estado y que forma la Alianza de Gobierno con el centro-izquierdista Frente País Solidario (FREPASO), que lidera el ex vicepresidente Carlos Alvarez.

Por el FREPASO fueron nombrados la diputada Nilda Garré en la Secretaría de Asuntos Políticos, virtual vice-Ministerio del Interior; y el economista Marcos Macón como secretario de Coordinación General de la Jefatura de Gabinete de Ministros, según la información oficial.

El escándalo por el presunto pago ilegal de diez millones de dólares a senadores del oficialismo y de la oposición generó una crisis política sin precedentes en el país, que se agudizó el pasado día 6 de octubre cuando Alvarez renunció a la vicepresidencia de la Nación.

El líder del FREPASO presentó su dimisión en disconformidad con la forma en que De la Rúa manejó el asunto de los presuntos sobornos y por haber ratificado en puestos decisivos del Gobierno a Santibañes y a Alberto Flamarique, los principales sospechosos del pago ilegal.

Flamarique pasó de ser ministro de Trabajo a secretario general de la Presidencia de la Nación por unas pocas horas, porque renunció ante la ola de críticas, mientras que De Santibañes se mantuvo como jefe de los espías durante dos semanas pese a las innumerables peticiones para que dimitiera.

De la Rúa, un político de talante conservador, se tomó su tiempo para resolver la renuncia de su amigo y banquero como jefe de la SIDE, aunque los analistas políticos daban por seguro que lo haría antes de su partida mañana para una visita de Estado a España.
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores