EE.UU.: Aprobación del presupuesto queda aplazada hasta diciembre

La Casa Blanca y el Congreso estadounidense acordaron hoy, ante la crisis electoral que vive el país, aplazar hasta el próximo mes de diciembre la aprobación final de los proyectos de presupuesto para el año fiscal que aún están pendientes.

13 de Noviembre de 2000 | 22:04 | EFE
WASHINGTON.- La Casa Blanca y el Congreso estadounidense acordaron hoy, ante la crisis electoral que vive el país, aplazar hasta el próximo mes de diciembre la aprobación final de los proyectos de presupuesto para el año fiscal que aún están pendientes.

Los negociadores del Congreso y la Casa Blanca aprobaron una nueva resolución que permitirá que hasta el 5 de diciembre los departamentos del Gobierno sigan funcionando con el presupuesto fiscal del año 2000, que finalizó en septiembre pasado.

"Ante la preocupación que existe en torno a la elección, ellos (los congresistas) no están listos para trabajar sobre este asunto esta semana", dijo una portavoz de la Casa Blanca.

Los líderes republicanos tienen previsto que la Cámara baja apruebe esta misma noche la resolución que mantiene en funcionamiento el Gobierno hasta el próximo 5 de diciembre.

Los legisladores, que se reunieron hoy para una inusitada sesión postelectoral ante el retraso en la aprobación del presupuesto, regresarán esta misma semana a sus distritos y volverán a reunirse en Washington el próximo 5 de diciembre.

Tras la reñida elección presidencial, cuyo resultado final aún se desconoce, los congresistas tienen aún pendiente aprobar cinco de los trece proyectos de ley que regulan los presupuestos de los departamentos del Gobierno.

El congresista demócrata Robert Menéndez afirmó que, durante los últimos días, "ha habido muy pocas negociaciones" entre el Congreso y la Casa Blanca, pues la atención ha estado centrada en los comicios presidenciales y legislativos.

El Congreso siempre intenta evitar sesiones después de elecciones legislativas, pues, en este caso, los congresistas derrotados el pasado día 7 mantienen su escaño legislativo hasta el próximo 5 de enero.

Los republicanos, cuando termine el recuento de votos en varios distritos legislativos, deben retener el control de la Cámara de Representantes y el Senado, aunque con una mayoría muy exigua, que dificultará la aprobación de su agenda.

"Hay varios asuntos pendientes", dijo el líder de la mayoría republicana del Senado, Trent Lott, quien afirmó que no será fácil terminar esta sesión legislativa.

El programa republicano para el final de esta sesión legislativa incluye el debate sobre un proyecto de reducción de impuestos, que totaliza 240.000 millones de dólares y que el presidente, Bill Clinton, ha amenazado con vetar.

También están pendientes proyectos sobre medicamentos recetados, inmigración y un aumento en el salario mínimo federal.

El presidente Clinton presentó al Congreso un presupuesto de 1,84 billones de dólares para el año fiscal 2001, que comenzó el 1 de octubre y que terminará en septiembre próximo.
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores