Castro denuncia un complot para asesinarlo en Panamá

"Han mandado gente con el propósito de eliminarme físicamente. Ya se encuentran en esta ciudad y han introducido armas y explosivos", dijo Castro, acusando a un grupo comandado por "el tristemente célebre Luis Posada Carriles, un hombre cobarde, totalmente carente de escrúpulos".

17 de Noviembre de 2000 | 20:29 | AP
PANAMA.- El presidente cubano Fidel Castro dijo que la fundación cubano-americana, con sede en Miami, envió un comando para asesinarlo aquí, donde participa de la X Cumbre Iberoamericana.

"Han mandado gente con el propósito de eliminarme físicamente. Ya se encuentran en esta ciudad y han introducido armas y explosivos", dijo Castro en rueda de prensa.

Agregó que el grupo está comandado por "el tristemente célebre Luis Posada Carriles, un hombre cobarde, totalmente carente de escrúpulos".

Acusó a Posada de ser el responsable de la bomba en un avión de Cubana de Aviación en 1976.

Según Castro, Posada Carriles arribó a Panamá el 5 de noviembre con documentación falsa y sin ningún disfraz. "Tiene en Panamá cómplices de su entera confianzaW, afirmó.

Castro manifestó que con relación a la seguridad de la delegación cubana "no albergamos preocupación alguna; está advertida, posee experiencia y es veterana en la lucha contra emboscadas, planes traicioneros y otras agresiones del imperio y sus aliados".

Pero expresó su preocupación por la seguridad de todas delegaciones y jefes de Estado y de Gobierno que participan en la Cumbre.

Castro dijo que, "aunque las autoridades de Panamá han trabajado con esmero para garantizar la seguridad de todos, sabemos que los elementos terroristas tienen la idea de disparar o hacer estallar cargas explosivas donde lo estimen útil a sus propósitos, sin importarles en cual vehículo colectivo viajen los jefes de delegaciones o donde se encuentren reunidos para algunas de las actividades".

Los jefes de Estado y de Gobierno tiene programado participar mañana en la inauguración del monumento a la niñez "Juegos de antaño", en las afueras del centro de convenciones donde se realiza la cumbre.

El mandatario cubano dijo que está dispuesto a cooperar con Panamá, pero dijo que las autoridades de este país anfitrión tienen "el deber de localizar al jefe terrorista y sus cómplices, impedir que se escapen, arrestarles y someterlos a los tribunales correspondientes".

Entretanto, el ministro de Gobierno y Justicia, Winston Spadafora dijo que envió al jefe de inteligencia de Panamá Pablo Quinteros a reunirse con la seguridad privada de Castro para conocer detalles de la denuncia.

Sin embargo, Spadafora, dijo que, "él (Castro) tiene desde hacia varios meses a su seguridad de avanzada en Panamá y se le ha brindado toda la seguridad, toda la cooperación".

Por su parte el presidente de El Salvador, Francisco Flores, al conocer la denuncia dijo que "un intento de violencia contra un mandatario es una cosa verdaderamente repudiable en estos tiempo de convivencia democrática".
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores