Yugoslavia exije a la OTAN frenar violencia de albanokosovares

El Presidente yugoslavo, Vojislav Kostunica, protestó por las incursiones de la semana pasada por parte de los albanokosovares en una zona de amortiguamiento de cinco kilómetros entre la provincia serbia de Kosovo y Serbia. "Pese a todas estas garantías por parte suya y de sus subordinados, la situación se está deteriorando", escribió el Mandatario al secretario general de la OTAN George Robertson.

28 de Noviembre de 2000 | 12:26 | AP
BUJANOVAC, Yugoslavia.- El nuevo Presidente yugoslavo Vojislav Kostunica exigió a la OTAN cumplir con su compromiso de detener la violencia desde Kosovo, que se ha extendido al sur de Serbia con un saldo de por lo menos cinco muertos.

Kostunica protestó por las incursiones de la semana pasada por parte de los albanokosovares en una zona de amortiguamiento de cinco kilómetros entre la provincia serbia de Kosovo y Serbia. "Pese a todas estas garantías por parte suya y de sus subordinados, la situación se está deteriorando", escribió ayer Kostunica al secretario general de la OTAN George Robertson. "El terrorismo de formaciones albanesas se ha intensificado".

La presencia de las tropas de la OTAN y la zona de amortiguamiento fueron producto del acuerdo de paz de 1999 para Kosovo firmado después que la OTAN obligó al entonces Presidente yugoslavo Slobodan Milosevic a detener su represalia contra la población musulmana y a retirar sus tropas de la provincia.

La alianza admitió hoy que comenzó las negociaciones con los militantes y la policía serbia. El sargento norteamericano Patrick McGuire, vocero de la OTAN, confirmó la noticia pero no dio detalles. Por otra parte, la OTAN adoptó ayer medidas para evitar que los albanokosovares penetren en la zona de amortiguamiento. Para ello registran a todas las personas y vehículos que entran en el área.

Los incidentes en la frontera con Kosovo ponen en duda la capacidad de la OTAN para controlar esa provincia y plantean una grave crisis a Kostunica. Debe defender el área sin ocasionar las mismas condenas internacionales formuladas contra Milosevic.

La semana pasada, los albanokosovares atacaron la zona de amortiguamiento, obligando a replegarse a la policía serbia. Las autoridades llegaron a establecer un plazo hasta la tarde de ayer para que la OTAN estabilizara la situación, pero luego lo anularon.

"No va a degenerar en una guerra porque luchamos por la paz", dijo Kostunica. "Respetamos todos los documentos internacionales referidos a Kosovo". Pero el Mandatario advirtió que es vital que la OTAN impida a los extremistas musulmanes entrar en la zona de amortiguamiento. Además, el gobierno envió más refuerzos, incluyendo unidades especiales antiterroristas, en caso de que fracasen las gestiones diplomáticas.
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores