Guerrilla colombiana asesina a alcalde de zona productora de coca

"Cuando el señor alcalde Carlos Julio Rojas, se disponía a desplazarse a la oficina desde su casa, dos sujetos armados en moto le dispararon a quemarropa y le pegaron cuatro impactos", dijo el secretario de la Gobernación del Putumayo, Alvaro Salas.

29 de Noviembre de 2000 | 13:58 | AP
BOGOTA.- La violencia que afectaba a los sectores rurales del Putumayo, la región donde está sembrada la mitad de la coca de Colombia, ha empezado a expandirse a los principales poblados de esta selvática zona en el sur del país. El alcalde del municipio de Orito, Carlos Julio Rojas, fue asesinado este miércoles por dos hombres armados cuyas identidades se investigan.

"Cuando el señor alcalde se disponía a desplazarse a la oficina desde su casa, dos sujetos armados en moto le dispararon a quemarropa y le pegaron cuatro impactos", dijo a la AP el secretario de la Gobernación del Putumayo, Alvaro Salas.

Ayer el alcalde electo del municipio de Sibundoy, Mauricio Guerrero, fue herido de bala y hace dos semanas un atentado explosivo en Puerto Asís dejó 2 muertos y 17 heridos. Ambos lugares ubicados en la región del Putumayo. En los últimos años, junto al aumento de la superficie de coca sembrada en la región se han incrementado los homicidios en la región. Cuando en 1996 se registraban 144, el año pasado se registraron 378, según cifras de la policía.

El Putumayo se encuentra afectado desde hace más de dos meses por un paro armado que decretaron las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) en protesta por el Plan Colombia, la estrategia oficial antidrogas del gobierno.

Desde entonces, los paramilitares han arremetido con fuerza para expulsar a la guerrilla de la región donde están sembradas 56.800 hectáreas de coca, lo que ha derivado en frecuentes combates. Justamente casi una hora antes de morir, el alcalde asesinado de Orito, a unos 520 kilómetros al suroeste de Bogotá, se refirió a esa situación en la cadena Radionet.

"La verdad que la incertidumbre es grande cuando los alimentos no entran, cuando las enfermedades aquejan desde todo punto de vista, pues entra el desespero. Además de esto, han aparecido varios cadáveres y carros quemados y esto marca a cada uno de los habitantes en el terror", dijo Rojas.

Para revertir esta difícil coyuntura, 6.000 militares se han asentado en la región con tal de asegurar el tránsito normal por las vías y el abastecimiento de víveres para la población. Colombia produce aproximadamente el 90% de la cocaína del mundo. El gobierno de Andrés Pastrana ha lanzado una ambiciosa estrategia antidrogas con apoyo estadounidense que busca en 5 años reducir a la mitad las hectáreas de hoja de coca sembradas en el país.
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores