Legislatura de Florida se reúne para decidir votos electorales

Los 140 legisladores abren este viernes una sesión especial con repercusiones nacionales que probablemente culminará la próxima semana con la aprobación de un grupo de electores presidenciales leales a Bush. Aun antes del inicio de la sesión, los demócratas han sugerido que el equipo del gobernador orquestó la maniobra para protegerse en caso de posibles derrotas en los tribunales.

08 de Diciembre de 2000 | 13:13 | AP
TALLAHASSEE, Florida.- Al tiempo que la Legislatura de Florida, controlada por los republicanos, inicia un histórico esfuerzo por preservar la victoria presidencial de George W. Bush, el presidente de la Cámara de Representantes del estado reconoció que ha recibido asesoría -pero no órdenes- de intermediarios del gobernador de Texas.

Los 140 legisladores abren este viernes una sesión especial con repercusiones nacionales que probablemente culminará la próxima semana con la aprobación de un grupo de electores presidenciales leales a Bush. Aun antes del inicio de la sesión, los demócratas han sugerido que el equipo de Bush orquestó la maniobra para protegerse en caso de posibles derrotas en los tribunales.

"Esto sencillamente va a complicar más las cosas", indicó el líder de la minoría demócrata en la Cámara de Representantes, Lois Frankel. "No creo que lo que vamos a hacer sea legal". Pero con las elecciones presidenciales aún sin resolver en los tribunales a un mes de haber sido realizadas, los legisladores republicanos indicaron que la sesión era la única forma de garantizar que los 25 votos electorales de la Florida sean incluidos en la reunión del 18 de diciembre del Colegio Electoral.

"Creo que lo que el pueblo estadounidense quiere es llegar al final", indicó ayer el representante Johnnie Byrd. En la víspera de la histórica sesión, el presidente de la cámara baja, Tom Feeney, el más férreo partidario de la reunión, reconoció que ha mantenido conversaciones con el gobernador de Florida y hermano del candidato, Jeb Bush; el presidente del partido republicano en el estado, Al Cardenas, y el ex director ejecutivo del mismo, Randy Enwright.

Cardenas y Enwright están en contacto con la campaña de Bush, pero Feeney afirmó que no ha hablado con ningún alto funcionario del equipo de campaña en Austin, Texas. Agregó que cualquier insinuación de que el equipo de campaña de Bush le está dando órdenes a la Legislatura, está "fuera de contacto" con la realidad.

"No están haciendo nada más que sugerir, '¿han considerado esto o aquello?'. Nadie ha dicho 'queremos que cambien su mensaje o deben esperar' para convocar a la sesión especial", aseguró Feeney ayer en una entrevista con The Associated Press.

"Realmente me divierten quienes dicen que este proceso está siendo orquestado desde Austin", agregó. George W. Bush fue certificado como ganador de los votos electorales de Florida hace dos semanas por la secretaria de estado, la republicana Katherine Harris, pero la Suprema Corte estatal y sus siete magistrados seleccionados por los demócratas analizan la petición de Gore de revocar esa victoria. Los demócratas tienen otras acciones legales pendientes.

Feeney aseguró que en sus conversaciones con Jeb Bush lo importante no fue si su hermano ganaba la presidencia, sino que pensó que los legisladores tienen la obligación de asegurar la participación del estado en el Colegio Electoral. Muchos republicanos se declararon listos para garantizar la victoria de Bush, aunque otros, particularmente en el Senado, manifestaron su preocupación por ponerse al lado de un candidato al que rechazó la mitad del electorado.
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores