Evacúan a 14.000 personas al aumentar actividad de volcán mexicano

Algunos detectores de sismos registraron hoy una intensa actividad sísmica al interior de las paredes del cráter del Popocatépetl "como nunca antes de habían visto", lo que indica un posible movimiento de magma, señaló el científico Roberto Quass, del Centro Nacional para la Prevención de Desastres (Cenapred).

16 de Diciembre de 2000 | 09:48 | AP
MEXICO.- Al calificarla de olla de presión, las autoridades del estado mexicano de Puebla ordenaron esta noche la evacuación de más de 14.000 personas que viven cerca del cráter del volcán Popocatépetl, en momentos en que la montaña arroja grandes bocanadas de gases, vapores y ceniza por cuarto día consecutivo.

Algunos detectores de sismos registraron hoy una intensa actividad sísmica al interior de las paredes del cráter del Popocatépetl "como nunca antes de habían visto", lo que indica un posible movimiento de magma, señaló el científico Roberto Quass, del Centro Nacional para la Prevención de Desastres (Cenapred).

"Tenemos una olla de presión y la válvula ha comenzado a sacudirse, señaló el experto vulcanólogo Carlos Valdez, durante una conferencia de prensa.

Una alta columna de humo se eleva continuamente desde ayer del cráter del volcán Popocatépetl (que en lengua náhuatl significa Cerro Humeante), ubicado a 65 kilómetros al sureste de la Ciudad de México, provocando una fina lluvia de ceniza y algunos fragmentos de piedras incandescentes en sus alrededores.

Varios autobuses fueron enviados a las poblaciones cercanas al volcán, para transportar a los residentes de esas localidades hacia albergues gubernamentales que fueron instalados a una distancia segura.

Las 11 comunidades que recibieron órdenes de evacuación se encuentran ubicadas en los estados centrales de México, Morelos, Puebla y Tlaxcala.

Se calcula que en el área cercana a la montaña viven más de 30.000 personas, pero las autoridades sólo ordenaron el desalojo de los pobladores de comunidades ubicadas dentro de un perímetro de 12 kilómetros del cráter.

Pese a la amenaza que significa este aumento de actividad volcánica, muchos habitantes de esas localidades se resisten a evacuar. La última erupción catastrófica del Popocatépetl ocurrió hace 800 años, por lo que muchos se mostraban escépticos de las advertencias oficiales.

La última vez que las autoridades ordenaron un desalojo fue hace seis años, cuando el volcán entró en actividad después de haber permanecido mayoritariamente dormido desde 1927.
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores