Papa hace un llamado para erradicar la violencia

Juan Pablo II hizo un llamado a los gobiernos para que busquen soluciones a los problemas de desigualdad y violencia que afectan al mundo.

13 de Enero de 2001 | 10:19 | AFP
CIUDAD DEL VATICANO.- En América del sur "las desigualdades socioeconómicas y culturales, la violencia armada o la guerrilla, la puesta en tela de juicio de las conquistas democráticas, debilitan el entramado social y hacen perder a las poblaciones la confianza en el futuro", afirmó este sábado el Papa Juan Pablo II.

"Es preciso ayudar a este inmenso Continente para que haga fructificar todo su patrimonio humano y material", añadió el pontífice dirigiéndose a los embajadores acreditados en la Santa Sede.El papa dijo que "el egoísmo y la ambición de poder son los peores enemigos del hombre. Están, de diversos modos, en el origen de todos los conflictos" y "esto se constata en particular en ciertas zonas de América del sur".

Al referirse al terrorismo en España, el papa dijo que "más cerca de nosotros, debo mencionar -y con cuánta tristeza- los atentados terroristas que siembran la muerte en España y que hieren a todo el País y humillan a Europa entera, que está a la búsqueda de su identidad". "Es hacia Europa a donde miran tantos pueblos como un modelo en el cual inspirarse. "Que Europa no olvide jamás sus raíces cristianas que han hecho fecundo su humanismo" "Que sea generosa con quienes -individuos o naciones- llaman a su puerta", puntualizó en su discurso.

El papa también se refirió a conflictos en otras regiones del mundo como Asia y Africa y dijo que este siglo "pasará a la historia" como el que "ha visto las mayores conquistas de la ciencia y de la técnica, pero también como el siglo en el que la vida humana ha sido menospreciada de la manera más brutal".

"Me refiero sobre todo a las crueles guerras que han surgido en Europa, a los totalitarismos que han dominado a millones de hombres y mujeres, pero también a las leyes que han "legalizado" el aborto o la eutanasia, y además a los modelos culturales que han diseminado la ideología del consumismo y del hedonismo a cualquier precio", agregó.

Respecto a la crisis en Oriente Medio dijo que "israelíes y palestinos no pueden proyectar su futuro más que juntos, y cada una de las dos partes debe respetar los derechos y tradiciones de la otra". "Es el tiempo de volver a los principios de la legalidad internacional: prohibición de la apropiación de territorios por la fuerza, derecho de los pueblos a disponer de sí mismos,(...) Si no es así, todo puede fracasar: desde las iniciativas unilaterales arriesgadas hasta una extensión difícilmente controlable de la violencia", estimó el soberano pontífice.

"Nadie debe aceptar, en esta parte del mundo que acogió la revelación de Dios a los hombres, la banalización de un tipo de guerrilla, la persistencia de la injusticia, el desprecio del derecho internacional o la marginación de los Lugares Santos y de las exigencias de las comunidades cristianas", dijo.
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores