OMS: China debe aportar más datos sobre neumonía

La Organización Mundial de la Salud dijo el sábado que China no está proporcionando suficiente información sobre la neumonía atípica en el país donde aldeanos temerosos del contagio echaron pescados podridos sobre vehículos procedentes de Beijing para impedir que la gente de la ciudad entrara en sus pueblos.

HONG KONG.- La Organización Mundial de la Salud (OMS) dijo el sábado que China no está proporcionando suficiente información sobre la neumonía atípica en el país donde aldeanos temerosos del contagio echaron pescados podridos sobre vehículos procedentes de Beijing para impedir que la gente de la ciudad entrara en sus pueblos.

La ciudad canadiense de Toronto y Singapur, dos lugares también afectados por el brote de neumonía atípica (SRAS), mantuvieron su vigilancia y reportaron nuevos casos, pero recalcaron que se trataba de sospechas de infecciones con el virus que causa la mortal enfermedad respiratoria.

En Ginebra, la OMS dijo el sábado que las cifras mundiales de SARS eran de 7.296 casos y 526 muertes.

Del total de casos, 4.800 infecciones y 235 muertes han ocurrido en China, donde se cree que surgió el año pasado la cepa del virus. Beijing ha sido fuertemente criticada por haberse demorado en admitir la existencia de la enfermedad su territorio.

La OMS dijo que necesita más información sobre la situación en China.

"No poseemos información detallada sobre la mitad de los casos en China, lo que nos permitiría detectar el SRAS eficazmente", dijo la portavoz María Cheng.

"Hay mucha información faltante y estamos tratando de llenar los espacios en blanco. Nuestro equipo (en China) ha dejado en claro que necesitamos esta información para frenar el avance del SRAS. Esperamos que estos datos lleguen pronto", añadió.

China informó el sábado de otras cinco defunciones por el SRAS, elevando a 235 el número de muertos, y 85 nuevas infecciones.

Aldeanos que vinculan la enfermedad a la vida urbana colocaron barricadas para impedir que la gente de la ciudad penetrara en sus pueblos.

Un grupo de aldeanos echó pescado y camarones podridos en casi una docena de vehículos de Beijing estacionados en un centro popular de recreación fuera de la capital para enviar el mensaje a los residentes de la ciudad de que se mantengan alejados, según el periódico Beijing Times.

"¿Quién puede permitir a la gente de la ciudad visitar los suburbios en un momento como este?" dijo un aldeano, según el diario.
Reuters
Sábado, 10 de Mayo de 2003, 17:44
Comentarios mejor valorados en Internacional
Buscar...
Mas Vistas
Buscador EmolValor FuturoFaroxGuioteca.comAutolocal.clMimix.clAdxion