Mesa: La soberanía es el meollo del problema

Presidente boliviano rechazó el Tratado de 1904 y puso énfasis en los costos que implica para su país no tener salida al mar.

20 de Octubre de 2004 | 12:09 | El Mercurio en Internet
LA PAZ.- En un discurso de fuerte contenido antichileno y en sesión especial en el Congreso, el Presidente de Bolivia, Carlos Mesa, dijo que la soberanía de una salida al mar es el meollo de las diferencias entre Chile y Bolivia.

Mesa habló hoy al conmemorar los 100 años del tratado entre Chile y Bolivia que significó la pérdida de una salida al mar para su país.

"Es una ilusión suponer que Chile y Bolivia van a poder tener una relación fluida si no conseguimos resolver el tema hasta el final, que es la soberanía en una franja o en un proceso, cualquiera que este sea, que se establezca en una negociación", dijo Mesa.

"Si el siglo XX fue el siglo del Atlántico, el XXI es el del Pacífico", expresó el Mandatario al reafirmar los que, a su juicio, son los derechos de su país para una salida al mar.

Explicó que el centro de su política exterior desde que llegó al poder ha estado en "reposicionar una palabra: soberanía. Una palabra que en los últimos años había sido diluida en función de la idea de que se podía llegar, de manera intermedia y progresiva, a un destino final incierto".

"No tiene caso jugar con las palabras y pretender que se puede convencer a la opinión pública boliviana de que hay caminos intermedios", declaró el Mandatario.

Mesa expresó que la Guerra del Pacífico (1879-1883) significó una pérdida brutal para Bolivia.

El Mandatario declaró que el enclaustramiento marítimo boliviano significa "un extraordinario costo" que ha retrasado el desarrollo de su país.

El Presidente hizo un recorrido histórico de las razones que a su juicio llevaron a la firma del Tratado de 1904 y abordó cada uno de los hitos que derivaron en ese pacto entre Chile y Bolivia.

"Es un hecho indiscutible que el enclaustramiento boliviano ha significado pérdidas de extraordinario costo que han retrasado nuestro desarrollo", dijo.

Precisó, sin embargo, que ese "no es el elemento único que explica los problemas de crecimiento y desigualdad de Bolivia. No hay que achacar todos los males bolivianos a esto".

El Presidente boliviano confirmó el planteamiento presentado en la víspera por su Canciller Juan Ignacio Siles en orden a negociar un nuevo tratado que reemplace al de 1904.

El gobierno de Chile y varios parlamentarios ya descartaron tal posibilidad y mantuvieron así la línea de la política exterior chilena: los tratados son intangibles.

Mesa puso énfasis en que el tratado vigente es de paz, pero no amistad, en un juego de palabras con el nombre oficial del pacto actual que se denomina "Tratado de Paz y Amistad".
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores