Familia vela y sepulta a un argentino y aparece vivo al día siguiente

Los deudos de Arturo Montecinos creyeron que él era quien apareció muerto en su automóvil con el rostro irreconocible. Pero todo fue una lamentable confusión.

10 de Diciembre de 2010 | 12:12 | Agencias

BUENOS AIRES.- Si en Brasil nació un perro verde, en Argentina no se quedan atrás con las noticias curiosas.


Y es que en la ciudad de Neuquén se produjo un insólito hecho luego que un mecánico de 46 años apareciera vivo un día después de haber sido sepultado por su familia.


Todo partió el 2 de diciembre pasado, cuando Arturo Montecinos discutió con su mujer, tomó su auto y se fue de su casa.


Después que la familia denunciara su desaparición, la policía encontró el domingo el vehículo abandonado y un cadáver cuyo rostro estaba irreconocible, pero que fue identificado como el de Montecinos por su esposa y su hija, debido a unas cicatrices en el brazo y abdomen.


A pesar de que una magistrada ordenó un examen de ADN, según el diario "La Mañana de Neuquén" el cuerpo fue entregado antes de que sus resultados estuvieran listos, porque los familiares estaban convencidos de que era Montecinos.


La esquela fúnebre salió publicada en el diario local el martes, cuando el cadáver fue velado y sepultado en un cementerio privado.


Pero al día siguiente vino el "milagro": el mecánico regresó a su barrio, provocando un susto de aquellos a los niños que jugaban en la calle y tal impacto en su esposa, que se desmayó apenas lo vio aparecer en su casa.


Al hablar con la prensa de Neuquén, el hombre no dio explicaciones de su ausencia y sólo dijo que pasó unos días con amigos junto a un río de la zona.


"Todavía no puedo creer que me hayan velado y hasta me da vergüenza salir a la calle", aseguró Montecinos.


Por el momento se desconoce quién era realmente el sujeto que fue sepultado. El misterio sólo se resolverá una vez que estén los resultados de la prueba de ADN.

Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores