Jim Carrey vuelve a la comedia

En su película más reciente, "Me, Myself and Irene", el actor demuestra una vez más sus notables aptitudes como comediante, esta vez interpretando a un policía de Rhode Island que sufre de personalidades múltiples.

22 de Junio de 2000 | 12:09 | AP
NUEVA YORK.- En su cinta más reciente, "Me, Myself and Irene", Jim Carrey, demuestra una vez más sus notables aptitudes como comediante, esta vez interpretando a un policía estatal de Rhode Island que sufre de personalidades múltiples.

Tras años de ser tratado con desprecio por virtualmente todo el mundo, el agente policial sufre una crisis y -a menos que tome ciertas medicinas- se conduce como un individuo mal hablado, bebedor y pendenciero.

En una entrevista reciente, el astro de la pantalla dijo que puede identificarse muy bien con su personaje.

"Es un territorio que me resulta muy familiar", dice. "Fue el caso de mi padre. Es algo que llevamos en la sangre".

"Yo estuve muy consciente de esa situación durante mi juventud. Mi padre era el tipo más amable del mundo... Pero ¿sabe usted? Cada cierto tiempo perdía los estribos, quizá porque no tenía una válvula de escape" para sus frustraciones, agregó.

Carrey tenía también ese tipo de problemas. "Ha habido momentos en que perdí los estribos. Por supuesto, nadie resultó lesionado. Lo más que hice una vez fue darle un puñetazo a una pared y lesionarme una mano", dijo.

El actor agregó empero que ha dejado de dar rienda suelta a su rabia de ese modo.

"Siempre me he sentido fascinado por la sicología y por averiguar los motivos que hacen a la gente actuar de la manera que lo hacen", agregó. "Es por eso que soy actor".

A la pregunta de por qué regresa a la comedia tras dos películas en que hizo gala de sus cualidades dramáticas -"The Truman Show" y "Man on the Moon"-, el astro responde que, por un lado, no desea ser un actor "previsible", y por el otro le interesa mucho atraer a públicos muy diferentes.

"No me interesa necesariamente atraer con cada película al mismo tipo de público", declaró.

En "Man on the Moon", que es una biografía del comediante Andy Kaufman, Carrey se identificó de tal manera con ese personaje que el director Milos Foreman dijo: "Puedo decir que nunca trabajé con Jim Carrey, sino con Andy".

Después de esa película, Carrey y los hermanos Farrelly, que habían colaborado juntos en la cinta de 1994 "Dumb and Dumber", accedieron a reunirse para "Me, Myself and Irene".

Peter Farrelly recuerda haberle dicho: "Oyeme. ¿Por qué no tomas este trabajo como si fueran unas vacaciones? Diviértete".

Su hermano, Bobby Farrelly, dijo que Carrey no tuvo que aplicar métodos de actuación como ese para el rodaje, pero que ello no le impidió "enamorarse de Irene", su coestrella Renée Zellweger.

Ambos directores expresaron su satisfacción ante el hecho de que Carrey volviese a hacer con ellos una comedia ligera.

"Es un poco irónico que recibiese tanta atención por 'Man on the Moon' y 'The Truman Show', pero en realidad 50 actores más podrían haber hecho 'The Truman Show'. En cambio, nadie podría haber hecho esta película de no haber sido Jim", dijo Peter.
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores