Bautizo roba atención a la boda de Madonna

Con los ojos del mundo sobre ella, la superestrella pop estadounidense Madonna bautiza el jueves a su hijo Rocco, 24 horas antes de que se case con el padre del bebé, el director británico de cine Guy Ritchie.

21 de Diciembre de 2000 | 13:01 | Reuters
DORNOCH, Escocia.- Con los ojos del mundo sobre ella, la superestrella pop estadounidense Madonna bautiza el jueves a su hijo Rocco, 24 horas antes de que se case con el padre del bebé, el director británico de cine Guy Ritchie.

Su colega británico Sting iba a cantar en el bautizo a llevarse a cabo en la catedral del siglo XIII de Dornoch, que estaba iluminada por los focos de la televisión y rodeada por las escaleras de los paparazzi.

Es la mayor invasión que sufre Dornoch desde que los vikingos saquearon las Tierras Altas del Norte de Escocia. La calle principal del adormecido pueblito costero fue acordonada, la policía rodeó el templo y levantó barreras en todas partes.

El bautizo comenzaba a las 18.00 GMT. Lo más granado de Hollywood está llegando a Gran Bretaña para la boda del año del mundo del espectáculo, en la que la laureada actriz Gwyneth Paltrow será la dama de honor de la reina del pop, que se casará en el cercano castillo gótico Skibo.

Pero Ritchie sufrió una decepción. Su amigo Vinnie Jones, el ex astro del fútbol inglés que trabajó en su taquillera película "Lock, Stock and Two Smoking Barrels" (Juegos, trampas y armas humeantes), no podrá asistir a la ceremonia.

Se encuentra ocupado filmando en Hollywood la cinta de espionaje "Swordfish" (Pez espada) y declaró al diario "Sun" que "me siento muy decepcionado de no poder asistir a la fiesta. Será la boda del año".

La invasión de figuras famosas del mundo del espectáculo ha sido una bien recibida bonanza por los 1.200 residentes de Dornoch.

Han cobrado hasta 250 libras esterlinas (370 dólares) por alquilar lugares con vista privilegiada a la catedral. Un adolescente que reunía fondos para la banda local de gaiteros tocaba bajo la lluvia.

Hasta el fondo de la iglesia recibió una donación de los periodistas para que retirara un letrero que bloqueaba la vista a la entrada de la catedral.

La religiosa que conduce el bautizo y la boda ha confesado que ella nunca ha comprado un álbum o visto una película de Ritchie.

Susan Brown, llamada "Santa Spice" por sus feligreses debido a su estilo moderno de oficiar los servicios religiosos, espera que la novia no incendie el altar el viernes.

La ministra de la Iglesia de Escocia dijo a los reporteros que "yo no tengo ningún disco de Madonna. No he visto ninguna película de Ritchie, aunque Madonna tiene una que lleva mi nombre, creo, titulada Desperately Seeking Susan".

Consultada sobre qué sería lo peor que pudiera suceder cuando los ojos de la prensa mundial estén sobre ella, Brown recordó su experiencia más desastrosa en una ceremonia nupcial.

"La novia se incendió realmente. Su velo -habían iluminado toda la iglesia con velas- rozó una de las llamas. Se quemó y yo salté para apagar el incendio", contó.
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores