Longueira insiste en sus declaraciones sobre el poder judicial

El parlamentario de la UDI insistió en sus apreciaciones en cuanto a que no es posible desaforar a un ex Presidente de la República, refiriéndose a Pinochet, "porque en este país habría mil personas secuestradas durante 30 años".

16 de Mayo de 2000 | 12:36 | Orbe
SANTIAGO.- Dispuesto a "seguir hasta el final" se manifestó hoy el presidente de la Unión Demócrata Independiente (UDI), diputado Pablo Longueira, luego que dirigentes de la Concertación amenazaran con acusarlo constitucionalmente a raíz de sus críticas en contra del poder judicial, por los procesos a militares en retiro y el eventual desafuero del senador vitalicio Augusto Pinochet.

En declaraciones a Radio Agricultura, Longueira replicó que como parlamentario tiene la libertad de opinar sobre un determinado fallo de los tribunales.

El titular de la UDI insistió en sus apreciaciones en cuanto a que no es posible desaforar a un ex Presidente de la República, refiriéndose a Pinochet, "porque en este país habría mil personas secuestradas durante 30 años". Añadió que con esto "el Poder Judicial chileno se está haciendo un grave daño al estar asumiendo una figura que todo el mundo sabe que no es cierta".

"Alguien tiene que decir que esto carece de sentido, que es algo que todo el mundo sabe que no es cierto y no se puede hacer justicia sobre hechos que no son ciertos", puntualizó Longueira, añadiendo que "el sentido común lo único que sugiere es que si desean eliminar la ley de amnistía, bueno que presenten un proyecto y la eliminen, pero no se puede estar sosteniendo en un país que están mil personas secuestradas durante 30 años".

Asimismo, dijo que quienes lo han atacado en los últimos días a raíz de sus declaraciones contra la reinterpretación que están haciendo los tribunales de justicia sobre la ley de amnistía, "se equivocan conmigo, si creen que con estos ataques van a impedir que siga diciendo la verdad de lo que está ocurriendo en el país".

El diputado Longueira enfatizó que "estos socialistas que hoy día están escandalizados por las expresiones que yo uso fueron los mismos señores que el año 1967 descartaron la vía electoral para llegar al poder y decidieron en un congreso, en forma unánime, llegar por la vía de las armas al poder y ellos son los responsables de la violencia política en Chile".

"Los chilenos estamos en democracia y tenemos la libertad de decir y expresarnos sobre los fallos", dijo, desestimando de esta forma cualquier posible acusación constitucional en su contra, la cual -según dijo- tendría como única finalidad censurarlo.

Puntualizó que "todas las amenazas de estos señores me tienen sin cuidado, porque fui elegido diputado precisamente para decir estas cosas".

Expresó que nadie en la UDI, ni siquiera él, se ha atrevido a acusar constitucionalmente a los jueces, pero aclaró que "nosostros tenemos la libertad y nadie tiene la facultad para censurarme para decir una opinión personal por hechos y por fallos que todo el mundo sabe que carecen de veracidad, como es desaforar a un ex Presidente porque tendrían secuestrados por 30 años a mil chilenos".

Caso Pinochet

Consultado sobre el proceso de desafuero del senador Pinochet, Pablo Longueira manifestó estar absolutamente seguro que la Corte de Apelaciones de Santiago fallará en contra del ex mandatario, ya que el tribunal de alzada aceptaría la tesis del secuestro.

Agregó que "cuando todos los chilenos tienen claro que en el Informe Rettig se sostiene que todas aquellas personas que fueron víctimas de la violencia política por la comitiva militar de aquella época están todos muertos, es poco serio que el Poder Judicial diga que están secuestrados por 27 años".

Enfatizó que los jueces chilenos "sienten una presión de tener que rendir examen al mundo después de la detención de Pinochet".

Por otra parte, Longueira acusó al diputado DC Enrique Krauss de llamar un día sábado al ministro de la Corte Suprema Luis Correa Bulo para que intercediera por la libertad de un ciudadano francés, al parecer amigo del parlamentario, que había sido detenido.

En ese momento, según Longueira, Correa habría "obligado a la jueza Collins a excarcelar a esa persona un día sábado", lo cual fue calificado por el timonel de la UDI como "notable abandono de deberes".

"Yo estoy esperando que la Corte Suprema y su Comité de Etica emita un fallo, una resolución sobre esta situación", dijo ya que la magistrada habría dado cuenta de este hecho.
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores