Declaración del Gobierno tras fallo de la Suprema

Esta mañana el ministro secretario general de Gobierno, Claudio Huepe, dio a conocer la posición del Gobierno en relación al desafuero del ex mandatario Augusto Pinochet.

08 de Agosto de 2000 | 11:54 | El Mercurio Electrónico
1.-En un estado de derecho es fundamental que sus instituciones funcionen adecuadamente, apegadas a la norma jurídica, con plena independencia e igualdad ante la ley de todos los ciudadanos, cualquiera sea su cargo o condición.

El Gobierno reitera lo que ha sostenido invariablemente, que lo único que corresponde en este proceso de desafuero, como en cualquier causa judicial, es acatar los fallos y dejar que los tribunales de justicia apliquen las leyes que tenemos sin presiones e interferencias de ningún tipo. Esto es lo único posible en una democracia.

2.-Más allá de las legítimas opiniones y sentimientos que este fallo genera en diversos sectores tenemos la obligación de seguir avanzando hacia una nueva etapa de convivencia nacional, unidad y normalidad institucional, dejando atrás los hechos del pasado, que tanto nos dividieron.

El gobierno entiende que este fallo tiene significados muy diversos para distintos sectores de la vida nacional y provoca en ellos sentimientos contrapuestos.

Por esa razón el gobierno pide a quienes comparten este fallo que expresen sus sentimientos con moderación y respeto por todos aquellos que hoy día reciben este resultado con frustración y desencanto.

A estos últimos les pedimos que más allá de sus legítimas opiniones acepten esta decisión como expresión de nuestros tribunales de justicia a los cuales todos debemos respeto y acatamiento.

3.-La normalidad con que funcionan el país y sus instituciones, independiente de este proceso de desafuero, es una clara demostración de que estamos transitando una nueva etapa de la vida del país.

En este contexto el gobierno asigna una gran importancia a la concreción de los acuerdos de la Mesa de Diálogo. Ella significó un gran paso en el camino de unidad nacional y demostró el profundo anhelo de reencuentro que está presente en todos los chilenos.

Estamos seguros que la inmensa mayoría del país desea que concentremos todos nuestros esfuerzos en mirar hacia el futuro, a objeto de situar a Chile como una nación plenamente democrática, moderna y desarrollada que termine con la pobreza y permita que todos podamos alcanzar un mejor futuro para nosotros y nuestros hijos.
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores