Insulza llama a mantener la calma durante septiembre

Estamos alerta, pero al mismo tiempo hacemos un llamado a la población de que no se deje envolver en hechos de desórdenes que pueden traer consecuencias, recalcó el vicepresidente de la República José Miguel Insulza.

06 de Septiembre de 2000 | 13:11 | Orbe
SANTIAGO.- El vicepresidente de la República, José Miguel Insulza, reiteró el llamado a la ciudadanía a mantener la tranquilidad en los próximos actos que se han programado para el presente mes.

Así lo destacó al ser consultado en La Moneda por los 14 años que se cumplirán mañana del atentado contra el general (r) Augusto Pinochet, que costó la vida a seis de sus escoltas en el sector de Las Achupallas, en el Cajón del Maipo.

La autoridad insistió en el mismo exhorto formalizado el 4 y para el 11 de septiembre en el sentido que "todo el mundo se conduzca los más apropiadamente posible".

Insulza señaló que de lo ocurrido en la población La Victoria, donde murió el joven Mario Leandro Poque Guzmán, se desprende que las principales dificultades no se provocan en los actos del día, sino de acciones que pequeños grupos realizan en las noches que son bastante difíciles de controlar.

"Estamos alerta a eso y habrá que redoblar la vigilancia, pero al mismo tiempo hacer un llamado a la población de que no se deje envolver en hechos de desórdenes que pueden traer consecuencias", recalcó.

En cuanto a la presentación de una querella contra quienes resulten responsables de este asesinato, dijo que con ello se pretende mostrar de "manera muy clara que nosotros no vamos a aceptar disrupción del orden público, no solamente en los actos que se realizan en el día sino tampoco en ninguna parte del país, por lo tanto vamos a usar las herramientas que nos proporciona la ley para enfrentar cualquier disrupción del orden público que se produzca".

Tema Pinochet

En relación a lo expresado por el Gobierno, que prefiere que el general (r) Augusto Pinochet se muestre menos, el vicepresidente de la República afirmó que todo el mundo tiene derecho a hablar en público y a dar su opinión, pero "estas presencias un poco testimoniales, la verdad es que no se ve mucho qué utilidad prestan, ciertamente no mantienen al señor Pinochet como un referente político en términos de opinión, sino ciertamente como un carácter simbólico que, si algo simboliza es precisamente la división que existe entre los chilenos".

A juicio de Insulza, las apariciones del senador vitalicio no son muy productivas, ya que no está en condiciones de hacer propuestas concretas para enfrentar los problemas de hoy, y por lo tanto "constituyen apariciones testimoniales que están lejos de contribuir a la unidad entre los chilenos".
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores