Padre Hasbún pide hablar de "mandamientos" y no sólo de derechos humanos

Respecto al conflicto por el pase escolar, el presbítero indicó durante su comentario semanal en radio Agricultura, que "la mayoría de nuestros estudiantes está imitando y aplicando con rigurosa consecuencia los parámetros de conductas que nosotros, los adultos, practicamos y enseñamos".

18 de Abril de 2001 | 10:14 | ORBE
SANTIAGO.- El padre Raúl Hasbún llamó hoy a los padres de familia y a los educadores para que "no hablen sólo de los derechos humanos, sino que pongan en primer lugar los mandamientos (...) con el fin de adquirir la capacidad de corregir a nuestro jóvenes y evitar que éstos se vean involucrados en desmanes y batallas callejeras como las ocurridas en el conflicto del pase escolar".

Durante su comentario semanal en radio Agricultura, el presbítero indicó que "la mayoría de nuestros estudiantes está imitando y aplicando con rigurosa consecuencia los parámetros de conductas que nosotros, los adultos, practicamos y enseñamos".

En ese sentido, el sacerdote afirmó que a los escolares "salir a protestar les significa costo cero, pues para las autoridades ellos son inimputables y la política oficial que impera es no expulsar y, en lo posible, no sancionar a los alumnos infractores".

"Los jóvenes saben esto, como también saben que acabado el dragón de las batallas y desmanes callejeros, sus demandas serán parcial o totalmente satisfechas", aseguró.

Asimismo, el padre Hasbún resaltó que "todo el tiempo autoridades de alta tribuna y poder, y en lugares emblemáticos, le dicen clamorosamente a los jóvenes que tienen derechos y libertades que los demás están obligados a respetar, tales como el derecho a manifestar".

En ese contexto, señaló que "hoy se urge una ley marco sobre derechos sexuales y reproductivos, cuyos evidentes y más frecuentes destinatarios serán los jóvenes".

"A ellos -añadió el prelado- se les quiere asegurar que sin la tutela ni conocimiento de sus padres, podrán proveerse de anticonceptivos e interiorizarse y relacionarse sexualmente sin temor a sanciones constitucionales".

Al respecto, explicó que "los mandamientos divinos parecen prohibir, pero en su núcleo afirman, orientan y alientan a conquistar la mayor nobleza del hombre, que es ser libre frente a sí mismo y someterse sólo a Dios. En esto, los padres, los educadores y los adultos en general, debemos contribuir".
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores