Censo 2002 arroja significativo avance en bienestar de los chilenos

Respecto de la última medición en 1992, el país aumentó su población en 1.768.034 personas, alcanzando el número total de chilenos la cifra de 15.116.435 personas, de las cuales 50,7% son mujeres y 49,3% hombres.

SANTIAGO.- Un significativo avance en la calidad y la proyección de vida y el bienestar de los chilenos arrojaron los resultados finales del Censo de población efectuado el 24 de abril pasado, dado a conocer este martes por el director del Instituto Nacional de Estadística (INE), Máximo Aguilera, en una ceremonia que estuvo encabezada por el Presidente Ricardo Lagos.

De acuerdo a los datos obtenidos, se deduce que respecto de la última medición, efectuada en 1992, el país aumentó su población en 1.768.034 personas, alcanzando el número total de chilenos la cifra de 15.116.435 personas, de las cuales 50,7% son mujeres y 49,3% hombres.

Los números reflejan que en los últimos diez años, Chile registró el menor crecimiento demográfico de toda América Latina, acercándose, por el contrario, a los promedios de crecimiento que alcanzan en la actualidad los países desarrollados.

"Este censo, sus resultados, nos hacen sentir orgullosos de lo que hemos hechos todos los chilenos, los 15 millones. Y por eso, entonces, podemos plantearnos nuevos desafíos. Debemos dar gracias a los progresos en salud y en calidad de vida, porque gracias a ello los chilenos vivimos un número mayor de años", dijo el Jefe del Estado al comentar los primeros resultados del Censo 2002.

Casados y católicos

Uno de los puntos significativos de los resultados del Censo, es que en los últimos diez años descendió en la población el número de personas casadas de 51,8% a 46,2%.

Esa cifra se complementa con el hecho de que un 4,7% está separado (3,4 en 1992); un 0,4% anulado (0,3% el '92); un 8,9% conviviendo (5,7 en 1992); un 5,2% viudo (lo mismo en 1992); y un 34,6% de solteros (33,6 el '92).

El registro que arrojó un aumento de las personas separadas (512 mil chilenos), dio pie para que el Presidente Lagos sacara al tapete la discusión en torno a la Ley de Divorcio, actualmente en trámite en el Congreso.

"Aquí tenemos un problema. Nadie puede querer que exista el divorcio, pero no es posible vivir en una sociedad donde a medio millón de personas adultas se les impide rehacer su vida, o se hace de manera tal que se perjudica a los hijos, a la mujer o a los hombres que quiere rehacer su vida. La inmensa mayoría no anula, porque sabemos que la nulidad es para el que tiene recursos, para el que puede pagar", señaló el Primer Mandatario.

Pese a la polémica que se generó el año pasado con el emplazamiento que hiciera un grupo de personas para no declararse católico, incluso mediante correos electrónicos de funcionarios de la administración, el 69,96% de la población mayor de 15 años declara profesar esta religión.

A ella le sigue en forma decreciente la evangélica, con el 15,1%; los testigos de Jehova (1,06%); los judíos (0,13%); los mormones (0,92%); los musulmanes (0,03%) y los ortodoxos (0,06%). Los agnósticos, ateos y aquellos que no profesan religión alguna, en tanto, alcanzan el 8,3%.

Mejora la calidad de vida

Los significativos avances que ha registrado el país en los últimos diez años, queda en evidencia al analizar los datos obtenidos respecto del nivel de instrucción de la población, el mejor acceso a la salud de los chilenos, la mejor calidad de las viviendas que se construyen en el país y el equipamiento con que cada una de ella está dotada.

Respecto del Censo de 1992, los resultados del nuevo estudio arrojaron que la alfabetización ha aumentado en 1,2% a nivel nacional, llegándose a que el 95,8% de personas de 10 años o más está alfabetizada.

A su vez, ello implicó un aumento significativo en el nivel de instrucción de la población, pues mientras que en el censo de hace diez años la enseñanza prebásica llegaba a las 289.680 personas, en el del 2002 alcanzó a las 571.096.

En el otro extremo, en la educación superior, el porcentaje de población que ha cursado estudios en este nivel, ascendió a 1.072.198 personas en 1992 a 2.284.036 personas en el 2002, equivalente a un avance del 9% a 16,4%.

Respecto del número de vivienda ocupadas, en 1992 había un promedio de 23,7% por cada 100 personas, cifra que aumentó a 26,3% para este censo.

Así también, para 1992 el 68,3% de las viviendas era de propiedad de quien las habitaba, lo que para la medición del 2002 subió a 72,5%. Ello permitió también que el número de mediaguas disminuyera de un 8% en 1992 a un 4,7% al 2002.

En cuanto al equipamiento de los hogares, el 20,5% de éstos cuenta con un computador (la mitad de ellos con acceso a internet); y un 23,9% con tv cable o televisión satelital.
Fuente:INE
Equipamiento de los hogares chilenos.


Avance demográfico

Según los últimos datos, la distribución de la población chilena en las 13 regiones del país no ha variado significativamente desde 1992. Si hace diez años el 39,4% se concentraba en Santiago, hoy esa cifra aumentó levemente al 40,1%.

Sí se modificó, por el contrario, el avance de la transición demográfica de la población chilena, pues mientras que en 1992 la población menor de 15 años alcanzaba el 29,4%, la cifra descendió al 25,7%.

Como consecuencia, ello produjo que las personas mayores de 60 años o más aumentaran de 9,8% en 1992 a 11,4% al 2002.

El aumento en la cifra de los adultos mayores sirvió también para que el Presidente Lagos llamara a la sociedad para implementar las políticas adecuadas para evitar que en el futuro se produzca una pobreza que antes no existía por haber sido éste un grupo etáreo no muy significativo.

"Los adultos mayores pasan a ser de mayor preocupación, de mayor interés, de mayor desafío. Hay que adoptar políticas públicas para evitar que surja un nuevo tipo de pobreza en un grupo etáreo que hace diez años no era un porcentaje significativo", dijo el Jefe del Estado.

Por lo mismo, hizo hincapié en que para ir en su ayuda se hace necesario sacar adelante la reforma de la salud que pretende su administración; impulsar una mayor flexibilidad laboral para que no queden fuera del mercado del trabajo; abrir mayores espacios para aprovechar el tiempo libre y mejorar las pensiones para asegurar una vejez tranquila.
Mauricio Campusano, El Mercurio en Internet
Martes, 25 de Marzo de 2003, 10:43
Comentarios mejor valorados en Nacional
Buscar...
Mas Vistas
Buscador EmolValor FuturoFaroxGuioteca.comAutolocal.clMimix.clAdxion