Hay vida en las nubes

Existen bacterias que viven y prosperan en las nubes, se reproducen en ellas y son suceptibles de provocar lluvias o modificar el clima, según un estudio austríaco publicado por la revista New Scientist que aparecerá el 26 de agosto.

23 de Agosto de 2000 | 12:25 | AFP
PARIS.- Existen bacterias que viven y prosperan en las nubes, se reproducen en ellas y son suceptibles de provocar lluvias o modificar el clima, según un estudio austríaco publicado por la revista New Scientist que aparecerá el 26 de agosto.

"Nos hemos soprendido al descubrir bacterias vivas", declaró Birgitt Sattler, de la Universidad de Innsbruck, al término de una investigación llevada a cabo sobre los Alpes, cerca de Salzsburgo.

Aunque se sabía que las bacterias ascienden en ocasiones a gran altura antes de diseminarse sobre la superficie terrestre, "la atmósfera relativamente limpia y fría a gran altura no nos parecía propicia para el crecimiento bacteriano", precisó.

Esto implica, en efecto, que las bacterias son capaces de sobrevivir a temperaturas inferiores a cero, a una radiación ultravioleta intensa, y al enrarecimiento de las sustancias nutritivas.

Los investigadores aislaron gotas de agua de las nubes y las congelaron para después fundirlas: cada milímetro cúbico de agua derretida contenía alrededor de 1.500 bacterias, unas redondas, otras alargadas y algunas filamentosas. Aunque no han sido identificadas, esas bacterias se hallaban "en perfecto estado de salud".

Sabiendo que las bacterias se multiplican en un período que puede alcanzar varios días - lo que es inferior a la duración de vida media de una nube - se reproducen casi con certeza en el interior de las nubes, que puede ser considerado como un "habitat microbiano", concluye Sattler, cuyos trabajos serán publicados próximamente en "Geophysical Research Letters".

A largo plazo, se trata de estudiar el ADN de las bacterias para saber de dónde proceden: plantas, superficie terrestre o acuática.

"En esta fase, todo lo que hemos averiguado es que hay vida allá arriba y que esa vida se reproduce".

Según Daniel Jacob, de la Universidad de Harvard, citado por el New Scientist, esta intensa actividad bacteriana en las nubes podría tener efectos significativos sobre el clima.

Por su parte, Tim Lenton, del Centro de Hidrología de Edimburgo, considera este hallazgo como la confirmación de la hipótesis que había planteado en 1998, según la cual los micro-organismos alteran e inciden en el clima.
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores