EMOLTV

Qué fue de Mario "Oso" Núñez, un chileno goleador mundial... Su hijo tenista, el "apego a Dios" y por qué lo agotó el ambiente del fútbol

El delantero tuvo un gran año con O'Higgins en 1999 y convirtió 34 goles por el Torneo Nacional.

23 de Enero de 2022 | 11:05 | Redactado por Felipe Santibáñez, Emol

En su segunda etapa en O'Higgins.

El Mercurio
Mario Núñez recuerda con una sonrisa en la cara el año 1999. Fue, por lejos, el mejor de su carrera como futbolista profesional. Jugando para O'Higgins, se consagró goleador del Torneo Nacional con 34 tantos y la Federación Internacional de Historia y Estadística lo distinguió como uno de los máximos artilleros del mundo en Primera División.

La historia pudo ser otra. Tres años antes de esa brillante campaña pensó en dejar el fútbol. Dice que en O'Higgins no había lugar para la gente de casa y que siempre traían delanteros extranjeros. Viajó hasta Argentina a probarse en varios equipos, pero no resultó. Volvió a Chile, pensó en estudiar. Sin embargo, la crisis económica que padecía el club de Rancagua a fines de los noventa le dio una inesperada oportunidad.


A Núñez le comenzaron a llamar el "Oso", aunque no tiene del todo claro por qué. Después de ese fantástico 1999, soñó en grande. Pero se estrelló con escollos que no esperaba. Se convirtió en un futbolista itinerante, vivió más cambios de casa de los que puede recordar. En 2011 dejó la actividad. Hoy trabaja en la minera El Teniente, es un hombre "apegado a Dios".

"No era un gran jugador, con la habilidad que tiene Alexis Sánchez, pero era oportunista, me posicionaba bien en el área y pude hacer hartos goles. También tenía buena visión de juego. La vida tiene altos y bajos, el fútbol también. Ni en los altos eres extraordinario, ni en los bajos eres muy malo. Tuve una carrera buena, bastante movida, pero siempre aterrizada. La presencia de Dios ha dado ese equilibrio", le dice a Emol.

-¿Qué significó 1999 en tu vida?

"Fue una campaña que al principio no partió muy bien. Cuando terminó la primera rueda, estábamos muy mal en la tabla. No tuvimos un buen rendimiento, pero la segunda parte del torneo fue muy buena. Aparecieron opciones de jugar en otros lados. Yo ni lo pensaba en ese momento.

Me dieron un premio. Me enviaron los pasajes y fui a Alemania a recibirlo. Primero salió Mario Jardel con 36 goles, después yo con 34 y José Saturnino Cardozo con 33. Fue un privilegio. Un orgullo tremendo haber pertenecido a esa situación. Había gente invitada. Me tocó conocer al que en ese momento era entrenador del Bayern (Ottmar Hitzfeld) , estaba Oliver Kahn y mucha gente ligada al fútbol. Fue muy lindo haberlo vivido. Muy emotivo para mí".

-¿Algún gol que recuerdes de ese año?

"Justo ese año se dio el 5-4 con la U en el Estadio Nacional, fue un partido muy bueno y muy recordado. Los dos equipos venían rindiendo muy bien. Un gol fue justamente a la Universidad de Chile. Una jugada por derecha, Jaime González tira el centro y yo la empalmo de izquierda".

- Después de O'Higgins pasas a la Católica y luego a España, pero allá no pudiste jugar.

"No, porque en Salamanca pedían pasaporte comunitario y yo no tenía. Yo hablé con ellos y les dije que no iba a mentir en una situación así. La única posibilidad era usar un cupo de extranjero. Como ellos necesitaban que fuese comunitario, querían hacer este tema de los pasaportes. Se frustró la posibilidad. Ni siquiera alcancé a firmar contrato. Por lo tanto, se cerraron las puertas".

-¿Cómo te afectó en ese momento?

"Afectó bastante, aún sin darme cuenta. Después no tuve un rendimiento que me permitiera acercarme otra vez a España. Me dio la sensación de que daba lo mismo lo que había hecho, el buen rendimiento, para ellos lo importante era el pasaporte. Fue algo bien doloroso para mí. Estuve un período bien largo esperando la opción, porque mi sueño era jugar en España. Se dio la posibilidad de ir a Independiente de Argentina. Yo iba mal físicamente, no había entrenado, pero no habían más alternativas. Lamentablemente, no me fue bien".

- Después pasaste por Bulgaria, un destino poco habitual para futbolistas chilenos.

"El idioma es muy difícil, muy complicado. Un partido importante lo perdimos y entró el presidente del club. Empezó a hablar, retando a todos los jugadores. Los jugadores me miraban y se reían. Entonces, dije, a lo mejor está diciendo algo de mí, pero como no entendía nada me daba lo mismo. El entrenador me criticaba públicamente, pero yo hacía goles. Andaba bien. Era malo el entrenador, malo malo".

Varios cambios de equipo


Luego del paso por Bulgaria, volvió a Chile. Jugó para Palestino, Rangers, O'Higgins, Provincial Osorno, Coquimbo, Osorno nuevamente y se retiró en Magallanes el 2011.

Dice que la vida del jugador no es tan simple como parece. Terminó cansado del ambiente del fútbol.

-¿Por qué crees que te costó afianzarte en un lugar?

"No sé por qué. Pero en todos los lugares, sin contar Independiente, hice goles. Los técnicos tenían otras opciones. Cuando me tocaba, trataba de responder. Yo siempre me he preguntado eso, por qué buscaban otros jugadores si yo igual rendía. Obviamente debe haber algo en mí que no convencía a los técnicos".

- ¿Qué es lo que te agotó del ambiente del fútbol?

"Pasa que en el fútbol se manejaban mal las situaciones a nivel dirigencial. De repente hay comentarios como 'a este le hicieron la cama'. A mí eso no me gustaba nada. Yo siempre he pensado bien del jugador. Sufrí situaciones con entrenadores que me descolocaban mucho, por mi forma de pensar. Siempre fui honesto, habían situaciones que no me gustaban y las hice saber. Capaz que eso me haya costado la salida de algunos clubes. Las cosas que no son fútbol agotan. Por ejemplo, me tocaba entrenadores que me querían echar de cualquier manera o tratos muy fomes de los entrenadores a los jugadores cuando se pierde un partido. Esas situaciones me terminaron agotando".

-¿Qué fue lo peor que te tocó vivir?

"No voy a decir dónde, pero yo estaba viviendo en un departamento. Yo estaba con influenza y estuve diez días en cama, me desmayé, me sentía muy mal. El técnico me quería echar. Cuando pasó eso, el técnico me fue a ver, pero en realidad no me fue a ver a mí, fue a ver el departamento, porque él quería quedarse ahí cuando me echara. Fue una situación muy fome. Miraba las paredes, miraba el balcón, miraba las piezas, la cocina. Él sabía que me iba a echar a fin de año. Al final me finiquitaron porque el técnico no me quería y él a la semana estaba viviendo en el departamento".

-En Osorno tuviste revancha el 2007.

"Totalmente. En Osorno tuvimos muy bien grupo de trabajo, eso nos llevó a ser campeones. Yo tuve la bendición de ser el goleador del torneo, de salir el mejor jugador del año de Primera B. Fue un excelente año. Después de un año pésimo el 2006. Prácticamente no jugué con Jorge Garcés en O'Higgins, aún andando bien los entrenamientos. Yo creo que él pensó que al ser cristiano no podía rendir en la cancha, no tengo otra explicación. Pero el 2007 tuve mi revancha. Pude ser goleador. Subí a Primera".

El hijo tenista


Daniel Núñez, hijo de Mario, se despertaba de madrugada para ver los partido de Gran Slam cuando era niño.. Hoy tiene 20 años y es tenista profesional. Está 946° del ranking ATP.

El "Oso" cuenta que nunca intentó meterlo en el fútbol, se dio cuenta que su camino iba a ser diferente.

Daniel tiene condiciones, pero ha sido difícil abrirse paso. El tenis de un deporte caro.

"Pese a todas las precariedades que hemos pasado el último tiempo, ha podido viajar, conseguir puntos. Como papás estamos presentes siempre. Estamos muy contentos por él. Por su profesionalismo, por cómo ha desarrollado su carrera, aún en las condiciones económicas adversas. De alguna u otra manera, Dios ha provisto para él, estamos apoyándolo a full", apunta.

-¿Cómo se ha podido financiar la carrera de él?

"Nosotros lo apoyamos. En mi etapa de futbolista pude reunir dinero y ayudarlo hasta cierto momento. Después sucedieron un par de cosas. En su etapa profesional ha podido conseguir dinero para poder viajar. No ha sido fácil, pero ha podido competir al alto nivel".
¡Bienvenido #ComentaristaEmol!

Te invitamos a opinar y debatir respecto al contenido de esta noticia. En Emol valoramos todos los comentarios respetuosos y constructivos y nos guardamos el derecho a no contar con las opiniones agresivas y ofensivas. Cuéntanos qué piensas y sé parte de la conversación.

¡Bienvenido #ComentaristaEmol!
Ver condiciones

Ordenar por:
Este debate ha finalizado.
Cargando Comentarios...
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
PUBLICACIONES DESTACADAS
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores