Jorge Zabaleta admite que antiguo quiebre con su mujer fue producto de la fama

El actor, que lleva 20 años de relación con la diseñadora Francisca Allende, se refirió a la separación que enfrentaron cuando él comenzó a tener un espacio destacado en la televisión. "Uno tiene que ser lo suficientemente inteligente y maduro para pedir disculpas, agachar el moño y decir que 'la embarré en esto, en lo otro'", contó a la revista "Sábado".

17 de Septiembre de 2016 | 08:43 | Emol

"La fama, la exhibición pública, es fuerte y en cierta medida te afecta. Siempre he pensado que no me afectó tanto, pero sí al entorno", dice Zabaleta.

El Mercurio.
SANTIAGO.- Pese a que es uno de los actores más populares de la televisión abierta— tal vez el más querido por la audiencia—, Jorge Zabaleta no suele hablar en detalle de su vida íntima. El protagonista de "Sres. Papis" es un hombre que le hace el quite a la sobre-exposición mediática. Sus constantes apariciones en la prensa y en la pantalla chica suelen ser a propósito de su trabajo, no de su vida personal.

Pero el actor ahora aceptó hablar de su faceta más íntima, en la que contó sus planes a futuro como empresario hotelero, y recordó algunos hechos de su pasado, como la crisis que pasó tras el escándalo de La Polar— compañía de la que era rostro—, y la separación de casi cuatro años que atravesó con su pareja, la diseñadora Francisca Allende. Ambos tuvieron un quiebre hace más de una década, pero luego retomaron su relación. En sus más de 20 años juntos han tenido tres hijos: Raimundo (20), Milagros (10) y Antonio (8).

El actor admitió que el despegue de su carrera en la década del noventa afectó su relación con Allende, debido a que se dejó llevar por la fama .

"La fama, la exhibición pública, es fuerte y en cierta medida te afecta. Siempre he pensado que no me afectó tanto, pero sí al entorno. Se descoloca, porque no logra entender y uno tal vez no sabe explicarlo. Entonces ahí se producen los quiebres, porque te vuelves famoso y te empiezan a invitar a partes y también te das cuenta de que encajaste. Comienza una euforia de conocer cosas nuevas, de trabajar con gente que habías visto en la tele. Todo felicidad por ese lado y descuidas a la persona que tienes al lado, porque quizás la recriminaste por no entender ese buen momento", dijo a la revista Sábado de El Mercurio.

"Fue el problema cuando me separé de mi mujer. Creo que las separaciones responden a momentos tan específicos de la vida, pero son etapas. Nosotros estuvimos separados casi cuatro años, donde tuve una relación súper estable durante todo ese tiempo, tal vez tu pareja te ve desde afuera y ve que no has cambiado tanto y de repente todo se acomoda y uno tiene que ser lo suficientemente inteligente y maduro para pedir disculpas, agachar el moño y decir que 'la embarré en esto, en lo otro', que fue una etapa y sigamos", admitió.

Zabaleta explicó que en aquel entonces se encontraba inmerso en una experiencia desconocida y atractiva. "Era algo nuevo que estaba viviendo, como ganarse el Kino. A mi hijo mayor le pasa lo mismo: en el colegio siempre tuve una sensibilidad distinta a mis compañeros, pero te educan para ser abogado, ingeniero, no para ser artista".

Zabaleta, quien hace poco firmó el Acuerdo de Vida en Pareja con Allende, también reveló la crisis que atravesó tras la revelación de las repactaciones unilaterales de La Polar. "Lo pasé muy, muy mal. De hecho me fui, ni siquiera me quedé en Santiago. Tengo una amiga de muchos años, un matrimonio amigo que vive en el Valle del Elqui, la llamé y le dije 'Negrita, me voy a tu casa'. Fue tremendo, no podía entender lo que había pasado, el nivel. Y finalmente me sentí una víctima de todo este tema, pero también era la cara de eso y debía asumir lo que tenía que pasar, que la gente la iba a agarrar conmigo hasta que aparecieran otros rostros".

El actor actualmente está trabajando en la futura apertura de un hotel en San Pedro de Atacama, localidad con la que desde su juventud tiene una relación especial. "Así como hay actores que les gusta construir teatros, yo quiero un lugar donde la gente pueda estar relajada y mostrarle la magia de San Pedro. Soy muy feliz allá y de hecho es mi proyecto de vida. No sé si será un buen negocio, dudo que alguna vez logre recuperar todo lo que he invertido en años, pero no es un tema de plata. Necesitaba hacerlo y espero estar mucho tiempo allá cuando esté listo", asegura.
¡Bienvenido #ComentaristaEmol!

Te invitamos a opinar y debatir respecto al contenido de esta noticia. En Emol valoramos todos los comentarios respetuosos y constructivos y nos guardamos el derecho a no contar con las opiniones agresivas y ofensivas. Cuéntanos qué piensas y sé parte de la conversación.

¡Bienvenido #ComentaristaEmol!
Ver condiciones

Ordenar por:
Este debate ha finalizado.
Cargando Comentarios...
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores