Jorge Baradit cierra "Historia secreta de Chile": "La historia es política, debe ser discutida y revisada constantemente"

El tercer tomo de la trilogía viene a culminar un ambicioso trabajo de no ficción cuyos dos primeros títulos han vendido hasta la fecha 200 mil ejemplares.

05 de Septiembre de 2017 | 10:06 | Por Alberto Rojas
SANTIAGO.- "Desde cabro chico tuve interés en lo social, en las formas en que una persona puede aportar a su comunidad y aquí estoy, de pronto haciendo algo que parece hacerle sentido a muchos. Ayudando a fomentar la reflexión sobre nuestro pasado, nuestra identidad y nuestro presente a través de un vehículo noble: la historia de este país. Ayudar a construir un puente entre nuestra vida como país, nuestros historiadores y las personas comunes, como yo, me parece un sueño".

Este es el balance que el escritor Jorge Baradit ("La guerra interior", "Synco") hace de los últimos tres años, en los que estuvo dedicado casi de manera exclusiva a escribir la trilogía "Historia secreta de Chile". Un ambicioso trabajo de no ficción cuyos dos primeros títulos han vendido hasta la fecha 200 mil ejemplares; algo completamente atípico en un mercado como el chileno. Y que ahora se cierra con la llegada de la tercera entrega a las librerías nacionales, con una primera edición de 30 mil copias, editada por Sudamericana.

Una aventura literaria que no dejó a nadie indiferente y que en más de alguna ocasión le valió duras críticas.

"Hay quienes no entienden que plantear diferentes puntos de vista no es 'destruir nuestros valores y a nuestros héroes', sino abrir la discusión, la revisión y la reflexión sobre aspectos no muy tocados masivamente y que requieren urgentemente ser puestos en la mesa para entendernos mejor. Que hay una deuda entre nuestra historia y las personas comunes, una distancia que es urgente acortar", afirma Baradit. "La historia es política, debe ser discutida y revisada constantemente, no está escrita en mármol y siempre está cambiando con nuevas investigaciones y descubrimientos. Es imprescindible que esté en nuestra mesa de discusión contingente porque finalmente se refleja y se trata del hoy", agrega.

La presentación oficial de "Historia secreta de Chile 3" -en cuyas páginas se abordan episodios como el incendio de la Iglesia de La Compañía, el rol de esclavos africanos en la Independencia, el destino del cadáver de José Miguel Carrera y la rebelión que María Angata Veritahi encabezó en Isla de Pascua, entre otros- será este miércoles 6 de septiembre, a las 19:00 horas, en la sala A1 del GAM, y estará a cargo de la historiadora María José Cumplido y el escritor Francisco Ortega.

- Si en el segundo libro de "Historia secreta de Chile" hubo un énfasis más bien político, este último parece enfocarse mucho más en lo social.

"Tal cual. Es imprescindible que empiecen a aparecer los grupos postergados y los invisibilizados para que la historia nos pertenezca a todos. En este libro utilizamos eventos históricos para hacer aparecer a las mujeres, los gays, los obreros, los artistas, los inmigrantes y los esclavos, entre otros. Nuestra historia está enferma de militares y presidentes, como si el país hubiera sido construido solo con armas y decretos. Gabriela Mistral no le pertenece a la historia de la literatura chilena, sino a la historia de Chile a secas, como Elías Lafferte o Luis Emilio Recabarren o la masacre de La Coruña no le pertenecen a la historia de los movimientos sociales, sino a la historia pura y dura, junto a Prat y a Portales. Casi nada sabemos de las mujeres en nuestra historia, poco más de la creación de mancomunales, sociedades de socorros mutuos, escuelas y otras instituciones creadas por lo obreros chilenos. La historia que conoce mi generación es institucional, habla desde la Moneda y desde los cuarteles, no desde la ciudadanía".

- ¿Cuál consideras que fue el capítulo más complicado de investigar de este tercera entrega?

"Quizás el de la masacre de la oficina salitrera La Coruña, de 1925, durante el gobierno de Alessandri. Hay muy poca información al respecto, los diarios fueron escandalosamente tendenciosos y las imprentas de los movimientos obreros fueron cerradas y sus trabajadores perseguidos. Hay testimonios sueltos, algunos libros que la mencionan y mucho trabajo por hacer. Pero por sobre todo, por una cuestión personal: mi abuelo fue minero del salitre y todas las historias al respecto me tocan una fibra de la que no puedo evadirme. Por eso insisto en que soy escritor, no historiador, en lo que escribo no solo hay información, sino también sangre y posición clara frente a lo ocurrido".

- Si tuvieras que elegir solo un episodio histórico de todos los que abordaste en estos tres años, para desarrollarlo de manera más extensa en un solo libro, ¿cuál elegirías?

"La cadena de hechos de sangre que ha cometido el Estado chileno en contra de su propia gente durante el siglo XX. Un Estado que al inicio no reconoció a sus obreros como parte integrante de la sociedad, los mantuvo al margen de sus políticas como si hubieran sido animales. Los persiguió y los asesinó usando su brazo armado desde Iquique hasta Punta Arenas en una seguidilla de masacres escalofriantes que superan la treintena de oportunidades, algunas de ellas usando cañones y ametralladoras diseñadas para perforar cascos de barcos. Hay un destino trágico en nuestros obreros, ninguneados y despreciados por alguna clase alta que no tiene vergüenza de repetir entre dientes que 'deberían haberlos matado a todos', aún hoy. Esa geografía de la sangre es nuestra historia; nuestro país está construido sobre huesos de trabajadores y recordarlo no es abrir viejas heridas, es hacer historia que si para algo sirve, es para no repetir esos errores".

- Al cerrar "Historia secreta de Chile"”, ¿qué episodios crees que quedaron fuera y debieron haber sido incluidos?

"
Tenía entendido que un escritor de origen mapuche estaba preparando una especie de 'Historia secreta de la Araucanía' y por eso evité tocar el tema, pero parece que ya no. Me habría encantado tocar un tema que es el ejemplo por antonomasia sobre cómo la historia no es algo que le pertenece a los museos, sino que está viva y operando, siempre".

-¿Y cuáles son tus próximos proyectos? ¿Continuarás explorando la no ficción?

"Hay proyectos sobre ficción y no ficción, en editoriales y canales de televisión. De momento, mi proyecto inmediato es descansar un par de semanas después del lanzamiento, porque han sido cuatro años sin descanso y ya me está pasando la cuenta".
¡Bienvenido #ComentaristaEmol!

Te invitamos a opinar y debatir respecto al contenido de esta noticia. En Emol valoramos todos los comentarios respetuosos y constructivos y nos guardamos el derecho a no contar con las opiniones agresivas y ofensivas. Cuéntanos qué piensas y sé parte de la conversación.

¡Bienvenido #ComentaristaEmol!
Ver condiciones

Ordenar por:
Editar perfil
Este debate ha finalizado.
Cargando Comentarios...
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores