Sergio "Tilo" González, baterista de Congreso: "Ahora hay música chilena con más contenido"

La agrupación musical este año celebra sus 50 años de existencia con una serie de conciertos. En conversación con Emol, el histórico integrante de la banda nos cuenta sobre su carrera , el periodo de Joe Vasconcellos y la actualidad de la música nacional.

17 de Enero de 2019 | 12:33 | Por Marcelo Silva, Emol.
Congreso
SANTIAGO.- Congreso es historia viva de la música nacional y sus integrantes lo saben. No cualquier banda en el país cumple 50 años y por lo mismo, la celebración debe ser en grande.

Tres fechas en el Teatro Municipal de las Condes y una gira que contempla todas las regiones del país, además de varios conciertos en Latinoamérica y Europa, es la fiesta que prepara la banda oriunda de Quilpué para este año.

Con múltiples cambios en sus integrantes a lo largo de su trayectoria, regresos triunfales, una larga discografía y una historia que aún quieren seguir escribiendo, tienen a Congreso más entusiasmado que nunca en este medio siglo de vida.

En conversación con Emol, Sergio "Tilo" González, baterista y único miembro que ha estado en todas las etapas del conjunto, nos cuenta sobre estas cinco décadas de historia.

- ¿Cómo se inicia se una de las bandas más importantes de la historia musical del país?

- El comienzo de la banda en esos años, yo creo que hoy en día también, siempre son amigos, hermanos, primos, vecinos o niños que juegan a ser músicos. Así nace esta banda, con mucha libertad de tocar lo que quisiera. En ese entonces no con algo muy claro, muchos de nosotros veníamos de otros grupos musicales siendo niños. Yo recuerdo que con 14 años tocaba otro tipo de música, bailables, etcétera.

Congreso nace el año '69 no con el afán de estar todo este tiempo tocando, sino que nace con la intención de tocar porque nos gustaba. Afortunadamente nos sigue gustando (ríe).

Así que hasta ahora seguimos con esa misma energía, es muy curioso. Con creaciones nuevas. Estamos muy ilusionados.

- En un comienzo nace con usted, Pancho Sazo (voz), Fernando González (guitarra), Patricio González (cello), además de Fernando Hurtado (bajo). Pero después viene la llegada de Hugo Pirovich, ¿cómo se gestó que se integrara a la banda?

- La llegada de Hugo fue muy divertida. Él en el primer disco, cuando tú nombras este quinteto o cuarteto, ya no sé cuántos éramos (entre risas). Él grabó una flauta de invitado, no siendo miembro del grupo. Igualmente a Hugo lo tomamos en cuenta como uno de los fundadores, a pesar de que él no estaba desde un comienzo. Llega unos cinco años después reemplazando a Renato Vivaldi que tocaba flauta porque se va a Italia.

Son un montón de años con él, así que es parte de los fundadores.

Pancho Sazo y Tilo González en concierto benéfico / El Mercurio

- En el momento en que se va Pancho Sazo de la banda, ¿cómo les afectó? ¿Pudieron suplir bien su ausencia?

- Sí, él era ícono. Además era el que ponía la pluma en casi la mayoría de los temas. Por supuesto que fue difícil que se fuera, sin embargo nos abrió otros caminos. Caminos de experimentación, de mezclar el jazz con las raíces. De ahí salen grandes discos como Viaje por la cresta del mundo (1981) y Ha llegado carta (1982). Claro, a pesar de que entra Joe Vasconcellos en la parte vocal y percusiones, no entramos por el mundo de las canciones. Nos fuimos por el lado instrumental, porque en la parte de la lírica íbamos a quedar en deuda si nos poníamos a escribir después de todo lo que Pancho nos había entregado. Entonces decidimos irnos a la experimentación musical.

Después cuando Joe se fue de la banda, estuvimos en Buenos Aires y grabamos Pájaros de Arcilla (1984) que es un disco aún más instrumental. Es uno de los buenos discos que nunca estuvo editado en Chile.

Luego vuelve Pancho el '86 para el disco Estoy que me muero...(1986). La partida de Joe fue muy importante porque nos dejó "Hijo del Sol Luminoso".

- Respecto a eso, ¿cómo se gestó la llegada de Joe Vasconcellos a la banda?

- Es muy divertido el momento. Congreso estaba sin Pancho y tomamos ese camino más instrumental, con menos tocatas y en espacios más reducidos.

- ¿Cuántos años tenía Joe cuando llegó a Congreso?

- Veinte y tantos, igual que todos nosotros (ríe). El asunto fue que algunos de Congreso estábamos trabajando en estos empleos de verano en un hotel, tocando en Viña. Y un día llega un joven llamado Joe a ofrecerse para cantar en esta banda de hotel con temas cover y música ambiental. Ahí nos conocimos y empezamos a tocar.

Nosotros ensayábamos en el hotel donde trabajábamos, entonces cuando él llegaba temprano se dio cuenta que tocábamos otro tipo de música. De pronto empezó a llegar con instrumentos de percusión, quería probar. Pero la primera impronta era que Joe era un cantante crooner de música popular-comercial. Entonces estábamos los dos haciendo un personaje para juntar esas monedas en el verano. Después empezamos a ensayar definitivamente con Joe Vasconcellos.

- Y les dejó "Hijo del Sol Luminoso", quizás una de las canciones más conocidas..

- Cierto, muy linda. Él la tocaba en guitarra en los ensayos y lo llevamos a nuestra sonoridad, obviamente más latinoamericana. Fue muy lindo, estuvimos con Joe hasta que grabamos Ha llegado Carta y Un viaje a la cresta. Después cuando grabamos Pájaros de arcilla, Joe ya no estaba.

- Luego con la llegada de Pancho Sazo el '86 y posterior grabación de Estoy que me muero (1986), llega Para los Arqueólogos del futuro (1989), disco que posee en grabación el tema "En todas las esquinas" considerada como un himno de liberación. Es sabido que ese tema tiene frases en Lingala (idioma del Congo), ¿qué significan esas letras?

- Mira, hace muchos años el país vivía un escenario muy complejo con la dictadura, con una censura muy potente. Por lo tanto cantar y decir ciertas cosas era muy peligroso. Corría peligro tu vida. Entonces hicimos "En todas las esquinas, viva la libertad", una frase que para ese tiempo no era fácil gritarlo. Lógicamente cantamos en Lingala porque en ese tiempo el Congo vivía una situación complicada. Cuando venían a molestarnos, nosotros les decíamos que era una canción dedicada a África. Fue una estrategia para limpiarnos un poco. Lo lindo era que cuando venía en español, la gente gritaba con todo lo que podía, porque era la liberación máxima. Es una canción que se ocupó mucho en las manifestaciones del No. Tomó una fuerza muy linda y un lugar muy importante. Era muy lindo escuchar esa frase "La libertad en todas esquinas".

-El 2005 fue su última presentación en el Festival de Viña del Mar, ¿les gustaría volver algún día a tocar en ese escenario?

- Viña es un escenario complejo para nuestra música. Es un festival importante que se transmite en varios países latinoamericanos y en todo Chile. Toda la gente lo ve, te guste o no y eso ya está instalado. Pero es un festival que recoge los éxitos radiales para que la gente los pueda cantar y el contenido no es tan importante. Por ende, no es un escenario tan fácil para nosotros. Obviamente si nos invitan vamos e iremos a hacer nuestras canciones.

Congreso en la previa a su presentación en el Festival de Viña 2005/ El Mercurio

- Con respecto a la música actual chilena, entiéndase música emergente, música de los jóvenes, este boom de lo urbano, ¿siente que se está dejando de lado esta música más instrumental como la que hacen ustedes, Joe Vasconcellos o los mismos Jaivas?

- Hace un tiempo no muy lejano hubo una explosión de música de jarana, para borrarse. Era solo estar arriba de la pelota todo el rato. Afortunadamente decayó. Yo siempre en ese momento me preguntaba, ¿dónde estaban los jóvenes que miran la calle? ¿Qué está pasando con las marchas, con todo este movimiento feminista, con todo este movimiento de inmigrantes, etcétera? No los veía reflejado en la música. Pero creo que hoy que ese movimiento musical de borrarse con varias "chelas" decayó y ahora hay música chilena con más contenido y eso me alegra.

- Ahora para los 50 años de Congreso, ¿qué se viene para la banda? ¿Una serie de conciertos, una gira?

- Una serie de conciertos. Esto se llama "Congreso: En todas las esquinas. 50 años". Estos tres conciertos que se vienen la próxima semana en el Teatro Municipal de Las Condes son el comienzo de las celebraciones. Vamos a seguir haciendo shows, con distintos formatos, integrando algunos invitados. De hecho estos conciertos vienen con invitados, que cada día son distintos. Cuando sea la fecha exacta de los 50 años celebraremos con un gran concierto. Todo este año se viene una serie de presentaciones en distintos lugares y con distintos invitados. Es un año de celebración.

También iremos a varios países de Latinoamérica y Europa por esta celebración.

¡Bienvenido #ComentaristaEmol!

Te invitamos a opinar y debatir respecto al contenido de esta noticia. En Emol valoramos todos los comentarios respetuosos y constructivos y nos guardamos el derecho a no contar con las opiniones agresivas y ofensivas. Cuéntanos qué piensas y sé parte de la conversación.

¡Bienvenido #ComentaristaEmol!
Ver condiciones

Ordenar por:
Este debate ha finalizado.
Cargando Comentarios...
Ediciones especiales
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Crucigrama
Crucigrama

Supera el desafío para esta semana.

Comentaristas
PUBLICACIONES DESTACADAS
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores