Caso Quemados: Quintana se querella por homicidio frustrado contra responsables

La mujer resultó con lesiones graves luego de ser rociada con bencina y quemada tras una protesta en 1986. Su compañero Rodrigo Rojas de Negri falleció en el hecho.

29 de Julio de 2015 | 09:49 | Por Andrea González Schmessane, Emol

La sobreviviente llegó hasta el despacho del juez Carroza en compañía de sus abogados Héctor Salazar y Nelson Caucoto.

Reuters
SANTIAGO.- Carmen Gloria Quintana presentó este miércoles ante el ministro Mario Carroza, una querella por homicidio frustrado contra todos quienes resulten responsables de las lesiones graves que sufrió el 2 de julio de 1986, cuando tras una protesta fue rociada con bencina y quemada, acto en el cual falleció el fotógrafo Rodrigo Rojas de Negri.

La acción judicial busca perseguir a todos quienes participaron del ataque y a quienes lo encubrieron.

Quintana llegó hasta el despacho del juez en compañía de sus abogados Héctor Salazar y Nelson Caucoto y en la instancia insistió en la responsabilidad del Ejército en una operación de encubrimiento de los hechos.

"Me querello contra quienes resulten responsables del homicidio de Rodrigo Rojas y el homicidio frustrado contra mi persona como autores, cómplices y encubridores, alcance a quien alcance", reiteró en la oportunidad, enfatizando que con ello se amplía el proceso "para alcanzar a toda la política institucional de las Fuerzas Armadas".

Lo anterior, porque según manifestó "existe hasta el día de hoy (una política) para encubrir los crímenes de lesa humanidad y mantener a todos los responsables en la impunidad al interior del Ejército para que sigan mintiendo".

Por último, aseguró que "aquí hay políticos responsables, ministros, voceros de esa época que deben responder", agregando que lo importante "es que nadie está libre de la justicia, alcance a quien alcance".

"He renovado mi esperanza en la justicia desde que el ex conscripto Fernando Guzmán se atrevió a declarar", puntualizó.

Careos

Paralelamente, hoy continúan los careos en el marco de la reapertura del denominado caso Quemados, que comenzaron ayer tras las nuevas detenciones concretadas el domingo.

Se trata del capitán (r) del Ejército Pedro Fernández Dittus -quien estuvo a cargo de una patrulla- y los ex conscriptos Leonardo Riquelme, Juan González y Walter Lara, quienes iban con él en el vehículo.

También participan Pedro Franco Rivas, quien también era parte del grupo dirigido por Fernández Dittus, y fue quien confesó, junto a Guzmán, que hubo un pacto de silencio.
Ediciones especiales
Comentaristas
PUBLICACIONES DESTACADAS
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores