EMOLTV

Zona en Estado de Excepción, policías asesinados: La realidad de Daule, lugar donde secuestraron a chileno en Ecuador

Durante esta semana, se dio a conocer la desaparición del cabo primero de la Armada, Luis Toledo, en Ecuador. Su familiares y esposa han alertado ser extorsionados por sujetos que exigen la suma de $100.000 dólares.

02 de Diciembre de 2022 | 14:41 | Redactado por Diego Ríos, Emol.
EFE (Referencial)
"Es un tipo esforzado, de familia humilde, le gustaba estar con los suyos, hacer asados, compartir", fue una de las frases que forman parte de la descripción que realizó Fernanda Toledo, para describir a su primo, Luis Toledo, quien durante esta semana habría sido secuestrado por una agrupación delictual en Ecuador.

El cabo primero de la Armada de Chile se encontraba en aquel país desde hace 11 meses, lugar en que conoció a Verónica Guartatanga durante uno de sus viajes en la fragata Esmeralda. En 2018, comenzaron su relación casándose finalmente durante el año pasado, tras tres años de relación.

Su esposa, sería la primera en avisar a los familiares de Toledo en Chile sobre la situación: se encontraba desaparecido y presuntamente secuestrado en una zona conocida como Cantón Daule.

Ella notifico primero a la Unidad fiscal de La Aurora, en el cantón de Guayas, donde fue visto por última vez el uniformado, lugar que durante el último tiempo ha sido terreno de una escalada de violencia.

Una zona en Estado de Excepción

Cantón Daule, posee una población de 120 mil habitantes, de los cuales 65 mil viven en el área urbana, en la ciudad de Daule, y 54 en la zona rural. Esta es una localidad reconocida por la situación de pobreza de parte de sus habitantes, de hecho, en 2001 solo 7.038 casas del lugar contaban con agua potable.

No obstante, este no es la única problemática social en la zona, ya que los delitos y la violencia también se han hecho un lugar allí. De hecho, uno de los casos más mediáticos ocurrió el 9 de noviembre de este año, tras el asesinato de un policía en avenida León Febres Cordero.

El hecho ocurrió luego de que el efectivo policial fuese perseguido por dos hombres quienes dispararon en reiteradas ocasiones contra él mientras se encontraba de franco, siendo posteriormente identificado como el cabo segundo Franklin Guerra Calderón, quien en aquella oportunidad salía de la una notaría cuando fue interceptado.


Todo el hecho, fue por entonces captado por las cámaras de seguridad del sector, las cuales evidenciaron cuando el cabo de la policía era acribillado en una zona que se encuentra en Estado de Excepción.

La medida, fue decretada para diversos cantones ecuatorianos, tras el ataque con explosivos que afectó a las inmediaciones del Cristo del Consuelo, el pasado 14 de agosto, situación que derivó en la muerte de 5 personas, registrándose otras 17 heridas.

De esta forma, el gobierno de aquel país decretó la medida para Guayaquil, Samborondón y Durán a comienzo de noviembre y durante 45 días, justificándose por la grave conmoción interna que existe por el incremento del accionar de agrupaciones del crimen organizado en la zona.

En su comienzo, el Estado de Excepción alcanzó cierto grado de efectividad. Esto considerando que, según lo indicado por medios de aquel país, como El Comercio, tras una semana de decretada la medida, la policía local reportó 130 detenidos y 11 bandas desarticuladas.

Además, se decomisaron 50 armas de fuego y 3.242 municiones, con lo cual las muertes violentas disminuyeron en un 14%, respecto a la semana previa a su implementación.

Un ambiente con pólvora

Pese al Estado de Excepción que impera en la zona, y a las alentadoras cifras que se presentaron durante su primera semana, los delitos violentos no cesaron.

Por ejemplo, el 3 de noviembre se notificó de la explosión de una granada en las puertas de ingreso al comando Policial de Daule, lo que provocó que las puertas del recinto volaran por los aires.

A su vez, las redadas por parte de la policía local no han cesado. De esta forma, durante el mes pasado, un grupo de agentes de inteligencia ecuatoriana realizaron un allanamiento en el domiclio de Bryan Steeven R.C., quien poseía antecedentes por tenencia de armas de fuego, municiones y explosivos no autorizados. En su poder se encontró una pistola Glock, calibre 9mm y varios gramos de droga.


En paralelo fuerzas policiales ecuatorianas allanaron un segundo domicilio en Distrito Modelo, también en Daule, en donde fueron hallados 52 sobres con cocaína y una pentolita cilíndrica de 450 gramos lista y preparada para ser detonada.

Este hallazgo, grafica el poder y temeridad de algunos delincuentes en la zona: su uso está exclusivamente destinado para fines militares y de minería.

Desde Choneros hasta Lobos, el panorama general de Guayaquil

Una de las bandas más numerosas que operan en Ecuador, con más de 8.000 miembros en diferentes prisiones del país, son reconocidos como "Los Lobos", agrupación que ha sido una de las principales protagonistas en las masacres carcelarias de aquel país durante el año pasado.

Este grupo se desprendió en 2020 de Los Choneros, una temida banda dedicada al narcotráfico, sicariato y otros delitos. Así, durante muchos años Los lobos junto otras bandas, como Los Chonekillers y Los Tiguerones, trabajaban bajo su alero, hasta que el líder de la agrupación, Jorge Luis Zambrano, conocido en la prensa local como Rasquiña, fue asesinado en un centro comercial de Manta en diciembre de 2020.

Tras esto, Los Lobos se han posicionado como una de las agrupaciones más dominantes en Ecuador, compitiendo así por el control de las prisiones y el tráfico de drogas, rivalizando incluso con enlaces del crimen organizado de Colombia y México.

Frente a este escenario, fuerzas combinadas de militares y policías dominan la entrada a Socio Vivienda II, uno de los puntos más peligrosos de Guayaquil, en el cual operan dichas agrupaciones, las cuales, si bien en un comienzo eran reconocidas como meras pandillas, durante una serie de balaceras ocurridas en 2019, por disputas de territorio comenzaron a organizarse.


"Las bandas delictivas se encuentran más armadas que la policía misma", admitió el mayor Robinson Sánchez, jefe de operaciones del sector, al medio AFP.

El poder de fuego que posee la agrupación radica principalmente de los negocios derivados del narcotráfico. De hecho, Los Lobos, de acuerdo con lo indicado por la fundación Insight Crime, poseen como principal fuente de ingresos el trasiego de cargamentos de cocaína para grupos colombianos y mexicanos que mueven parte de la mercancía por Ecuador.

Finalmente, para graficar el nivel de influencia y poder que poder ostentar las agrupaciones que se dedican a este ilícito, cabe considerar que, de acuerdo con cifras del Informe Mundial sobre Drogas de la ONUDD de 2022, Ecuador ocupa el tercer lugar en decomisos de cocaína en el mundo, seguido solo por Colombia y Estados Unidos.


Doblegados por la violencia

No obstante, no solo las armas son un recurso utilizado por las agrupaciones de Guayaquil, otra de ellas, es también la intimidación y el miedo que infunden hacia los otros grupos y sus víctimas.

De esta forma, muchas de las matanzas ocurridas en las cárceles han seguido el mismo patrón: los reclusos dan aviso a lo que está por ocurrir vía WhatsApp, indica Billy Navarrete, del Comité por la Defensa de los Derechos Humanos, según consigna AFP.

"Finalmente llega el día y se comienzan a escuchar disparos y detonaciones. Las familias acuden a los exteriores de la penitenciaría y la fuerza pública no detiene los ataques entre pabellón y pabellón (...) Allá que se maten" pareciera ser el "emblema", sostiene.

De esta forma, consiguen extorsionar a otros reos y sus familiares, a quienes les exigen sumas de 400 a 500 dólares mensuales: "Pagan por su vida, por su alimentación, medicina, pagan por todo", señala Navarrete, al medio anteriormente citado.

No obstante, la mano de agrupaciones como Los Lobos incluso alcanza a autoridades que se encuentran encargadas de las propias cárceles. De esta forma, durante el jueves pasado el Servicio Nacional de Atención Integral a Personas Adultas Privadas de la Libertad y Adolescentes Infractores de Ecuador (Snai), informó mediante un comunicado que Santiago Loza, director del Centro de Privación Provisional de Libertad Masculino de Pichincha, Número 1, también conocida como la cárcel de El Inca, ubicada en Quito, murió en un "mortal atentado".

Tras los hechos, durante el día de hoy, durante la presentación de 1.300 agentes penitenciarios ecuatorianos quienes comenzaron a presentar servicio en los centros carcelarios, Guillermo Rodríguez, director del Sinai, declaró que no se quedarían de brazos cruzados contra las mafias.

"Esto no va a quedar en la impunidad, y el mensaje va a ser contundente de nosotros de quienes hacemos el Estado, y cuando digo el Estado no es solamente del gobierno. hoy es el momento que todo el mundo se alinee, hoy es el momento de pensar qué queremos para nuestro país. ¿Queremos un país doblegado ante la criminalidad, ante el narcotráfico, ante la violencia?", expresó Rodríguez según cosignó el medio CNN en español.
¡Bienvenido #ComentaristaEmol!

Te invitamos a opinar y debatir respecto al contenido de esta noticia. En Emol valoramos todos los comentarios respetuosos y constructivos y nos guardamos el derecho a no contar con las opiniones agresivas y ofensivas. Cuéntanos qué piensas y sé parte de la conversación.

¡Bienvenido #ComentaristaEmol!
Ver condiciones

Ordenar por:
Este debate ha finalizado.
Cargando Comentarios...
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
PUBLICACIONES DESTACADAS
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores