Sonda europea Philae "olfatea" acetona en superficie de cometa

Los hallazgos sobre la composición química del cometa 67P, apoyan la teoría de que estos cuerpos pueden funcionar como laboratorio cósmicos donde están los elementos esenciales para la vida.

30 de Julio de 2015 | 16:17 | AP

Representación artística del robot Philae.

AFP
BERLÍN.- Científicos afirman que la sonda espacial Philae ha recolectado suficientes datos que apoyan la teoría de que los cometas pueden servir como laboratorios cósmicos, donde se juntan algunos elementos esenciales para la vida.

Philae, que es parte de la misión Rosetta impulsada por la Agencia Espacial Europea, utilizó dos instrumentos para "olfatear" moléculas durante su duro aterrizaje en el cometa 67P/Churyumov-Gerasimenko, en noviembre pasado.

En un artículo publicado hoy en la revista "Science", los investigadores afirman que pasaron meses analizando los datos y concluyeron que 67P contiene al menos 16 compuestos orgánicos. Cuatro de ellos, acetona, isocianato de metilo, propanal y acetamida, nunca antes habían sido detectados en un cometa.

"Los cometas cargan con todas las materias primas, como el agua, el CO2, el metano y el amoniaco, necesarios para ensamblar moléculas orgánicas más complejas, quizás activadas por fotones UV del Sol o rayos cósmicos, o por el impacto que se produce cuando un cometa choca contra la superficie de un planeta como la Tierra en su juventud", dijo Mark McCaughrean, asesor científico sénior de la Agencia Espacial Europea.

Se desconoce aún si las complejas moléculas halladas en el 67P se formaron en las etapas iniciales del sistema solar y luego se incorporaron al cometa o se forman más tarde en él, dijo. "De cualquier forma, parece que los cometas son buenos lugares para la construcción de bloques de moléculas que más tarde pueden participar en el proceso de formación de la vida", agregó el experto.

McCaughrean, quien no estuvo directamente involucrado en el estudio, descartó informaciones recientes de que se hubiese encontrado pruebas de vida en el cometa. Pero sí afirmó que los compuestos prebióticos que fueron detectados podrían ser inducidos a moléculas aún más complejas, como aminoácidos, a través de un impacto planetario.

Las proteínas, fundamentales para los organismos vivos, están hechas de una larga cadena de aminoácidos, y el más simple de ellos, la glicina, fue encontrada en material recolectado de la cola de otro cometa por la misión Stardust de la NASA hace algunos años.

Los científicos de Philae no han encontrado todavía aminoácidos en 67P, pero no quiere decir que no hayan. Ya que Philae sólo pudo realizar experimentos por 60 horas antes de agotarse sus baterías, los investigadores no lograron completar parte del trabajo que esperaban llevar a cabo.

El robot espacial despertó de su hibernación el mes pasado, pero la agencia espacial alemana DLR -que opera a Philae- no ha podido establecer una conexión lo suficientemente potente como para reiniciar los experimentos. Aún así, los científicos están esperanzados de que esto será posible.

El próximo evento importante en la misión ocurrirá el 13 de agosto, cuando el cometa esté más cerca del sol, un punto conocido como perihelio.

Junto a los hallazgos sobre la composición química del cometa, los científicos también publicaron nuevos conocimientos sobre el terreno rocoso y su superficie inesperadamente dura, lo cual podría ser crucial para futuras misiones en cometas.

"Definitivamente hemos aprendido al menos una cosa con este primer aterrizaje en un cometa: rebotar es un problema mucho mayor que hundirse en el suelo", dijo Stephan Ulamec, jefe del proyecto Philae.
Ediciones especiales
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
PUBLICACIONES DESTACADAS
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores