‘Cosificar’ las relaciones: ¿se puede ‘comprar’ una pareja?

Esa es la propuesta del sitio chileno de citas Supermanket , pero los especialistas advierten del fracaso.

02 de Agosto de 2013 | 15:49 | Emol
Archivo

 Supermanket.com es un especie de supermercado virtual que tiene en la actualidad, alrededor de 10.000 mujeres, que como clientas van seleccionado a los hombres que están disponibles como productos para conversar, planear una cita o salir.

La novedad es que ahora, además de su versión web, utilizarán una aplicación móvil que mediante georeferencia permitirá a las mujeres ver qué hombres tienen cerca suyo, y que pueden ser "comprados" a través de la aplicación.

“Las formas de conocer gente nueva, que sean una potencial pareja, cada vez son más reducidas dado nuestro día a día y por el poco tiempo libre que hoy se utiliza en descansar, salir con viejos amigos o con la familia.

Por ello es que consideramos las herramientas web y móviles que salen en ayuda de este desafío” explica Tadashi Takaoka, Co-Fundador de Supermanket.

La nueva aplicación, según cuentan en la web es una combinación de prácticas de emprendimiento tipo "lean startup" o desarrollos constantes sustentados en validaciones con clientes y del creciente fenómeno del celular, como mecanismo para realizar distintas funciones cotidianas, como pagar cuentas, encontrar lugares, o incluso ahora encontrar citas.

La aplicación estará disponible en AppStore y Google Play desde mediados de agosto.

Pero, ¿vale la pena conocer una nueva pareja de esta forma? ¿Es real tanta maravilla que con un click voy a encontrar el amor?

Para el psicólogo Raúl Carvajal de Clínica Santa María es complicado, aunque coherente con los tiempos virtuales que se viven. “Hemos ido reemplazando los encuentros cara a cara en múltiples ámbitos sociales, laborales y comerciales, pero ahora estamos llegando a extremos que son a mi juicio, una trampa porque creemos que podemos tener una buena relación de pareja y familiar a través del whastapp y eso no es cierto”, dice.

Su preocupación es que se pierde la ritualidad de un encuentro personal donde abunda la comunicación no verbal, lo que a su juicio, no se compara con tener una conversación con el teléfono o por mail.

“Es que sólo me limito a decir lo correcto en un chat y eso habla de poca sinceridad con lo que realmente estoy sintiendo. Es ser poco comprometido con la relación, porque si solo sé de mi hijo por el teléfono, no sé nada… ni menos conoceré a alguien por chat”, afirma.

Definir qué se quiere

De todas maneras, los sitios de citas están llenos de mujeres y hombres buscando conocer a la pareja soñada. Sin embargo, más que un novio ideal parecen ser, en la práctica, lugares para experiencias adrenalínicas, eróticas y cortas, tipo “touch and go” o bien, para mantener la ilusión que “algo” estoy haciendo para conocer a alguien.

“Creo que sirven para encasillar a las personas según mis gustos y eso es tener un enfoque narcisista de la pareja. No son encuentros que den cabida a la sorpresa, que significa conocer a alguien en persona, sino que parten de manera muy pauteada”, opina el psicólogo Raúl Carvajal.

Añade que si la relación es sólo por la pantalla del computador, uno se relacionará bajo la condicionante que ve lo que quiere ver o encontrar. Si se sale de esa forma el sujeto es eliminado sin piedad, total es un “producto” el que se está eligiendo o probando.

Es que para el psicólogo las relaciones significativas se basan en la confianza, cuestión que en la virtualidad no se daría porque el control es la base.

“Me relaciono a partir de la construcción mental que tengo. Es una proyección potente de lo que quiero, y donde me termino relacionando conmigo mismo no con otro real, que me puede estar mintiendo todo el rato”, aclara.

Explica que, a lo mejor el que escoja será sólo porque su perfil encaja con los propios deseos, pero insiste en que lo más probable que esa persona, no sea nada de eso. “Es una fantasía”.

Aparte, el especialista cree que sin ánimo de generalizar, en cualquier sitio de citas, la posibilidad de encontrar personas con patologías es altísima, porque no existirían referencias reales de con quién me estoy relacionando y eso para Carvajal, es enajenar la relación, casi cosificarla y por más que sea recíproca, hay una distancia que impone lo virtual que le quita, para él, todo tipo de valor a una relación.

“Pero si tengo claras las reglas del juego puedo hacer lo que quiera, pero si por inocente me meto creyendo que voy a encontrar una relación de pareja, lamentablemente creo que las posibilidades son bajas y peligrosas”, añade.

Historias felices

Ahora bien, también existen numerosos casos que se conocen a diario sobre los beneficios de encontrar pareja a través de una web o del teléfono. Personas de todas partes del mundo se conecta, hablan, pololean y hasta se casan.

El amor parece ser fulminante e instantáneo. “Si, resultan pero me ha tocado tratar a parejas que se conocieron en un chat, que tan fácilmente como se amaron, de pronto comenzaron a tener problemas graves de comunicación, creo que sucede porque su relación partió desde lo idílico y minimizaron siempre los riesgos sin conocerse realmente”, afirma.

Por eso, Raúl Carvajal recomienda definir qué se busca, qué se quiere y no hacerse falsas ilusiones creyendo que los hombres o mujeres ideales existen. Es más, dice que si uno quiere establecer una pareja duradera y centrada en el compromiso el primer encuentro debe ser cara a cara, aunque sea en una disco, café un pub.

“Tengo que ir a los lugares donde se agrupe gente de mi misma onda y si encuentro a alguien que me gusta, voy a conocerlo y sabré de inmediato si me agrada o no, porque estaré sintiendo lo que me provoca su presencia y eso es real, no voy a estar con alguien que yo quiero que sea, ni nadie me estará engañando, diciendo quien es cuando yo veo que no lo es”, reflexiona.
Ediciones especiales
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Crucigrama
Crucigrama

Supera el desafío para esta semana.

Comentaristas
PUBLICACIONES DESTACADAS
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores