EMOLTV

José Antonio Menares: Los perjuicios que provoca comer de forma rápida

El chef de Caffe Armani enumera los daños que implica para nuestro organismo si "tragamos" la comida. Además, comparte tres recetas, dos platos y una coctelería, ricas y fáciles de preparar.

05 de Febrero de 2016 | 08:35 | Por José Antonio Menares
imagen
La comida rápida es preparada y servida en un corto período de tiempo; los alimentos acostumbran a estar previamente procesados y con gran cantidad de conservantes. En general, también son platos con un alto aporte de calorías, ya que el procedimiento utilizado para su realización acostumbra a ser la fritura. Pero de nosotros depende que esta comida rápida pueda ser sana.

La comida rápida debe de ser servida en pocos minutos, pero pienso que debe ser consumida en los minutos normales de cualquier comida, es decir, no por ser "fast food" comeremos como pelícanos. Nos podríamos preguntar: ¿qué es lo que nos hace tragar como seres sin conciencia? ¿El trabajo? ¿Ansiedades? Alguien podría decir que el responsable es el poco tiempo que poseemos, a lo que contesto "ok, es por eso elegimos comida preparada de forma rápida". Quizás debamos entender los perjuicios de comer de una forma no adecuada.

Comer de forma rápida nos hace masticar muy mal, provocando que debamos abrir la boca de forma exagerada, lo que hace ingerir junto con el alimento una gran cantidad de aire por cada bocanada que demos. Esto causará en nuestro organismo que se concentren gases, pudiendo provocarnos dolores estomacales; hará que nuestras digestiones sean más lentas y se hagan más pesadas; la asimilación de los nutrientes no será optima y su proceso no será el correcto; en el caso de algunas grasas, serán asimiladas por el organismo, lo que ralentiza el metabolismo e impide que absorbamos la energía de los alimentos de forma correcta.

Es esta ocasión les presento dos recetas de comida y una de coctelería fáciles y ricas, para poder compartir y practicar el comer lento de forma adecuada.

Me despido con un gran abrazo,

José Antonio Menares G., chef ejecutivo de Caffe Armani.

  • Raviol de zapallo

    Masa al huevo:

    - 1 taza de harina
    - 1 taza de semolina
    - 4 yemas
    - 1 huevo entero
    - 1 cucharadita de aceite de oliva

    Preparación:

    Juntar todos los ingredientes y mezclar hasta formar una masa suave y húmeda, reservar en frío por 1 hora.

    Relleno de zapallo:

    Cocer un trozo de zapallo camote al horno, con hierbas aceite de oliva y amaretto. Luego procesarlo en la juguera y agregar pan rallado, queso parmesano, sal, pimienta hasta lograr una mezcla compacta.

    Raviol:

    Estirar la masa con un grosor de 5 milímetros aprox. Marcar la masa ya estirada con el borde de una taza de té, luego colocar una cucharadita de relleno dentro del círculo y por alrededor pintar yema de huevo y tapar con otra masa estirada, aplastar los bordes y cortar.

  • Lasagna parmegiana

    Ingredientes:

    - 3 berenjenas
    - 3 tomates
    - 300 gr de fior di late
    - 100 gr de queso parmegianno
    - Albahaca
    - Orégano
    - Salsa de tomate
    - Aceite de oliva
    - Sal y pimienta

    Preparación:

    Cortar las berenjenas en rodajas y lavarlas con agua con sal hasta que el amargor de la berenjena baje su intensidad. Luego apanarlas en harina y freírlas.

    Los tomates cortarlos en rodajas y reservar, para el armado de la lasagna parmegianna, en una budinera realizar una cama de tomates luego agregarle sal, pimienta, trozos pequeños de fior di late, queso parmegianno, albahaca picada, salsa de tomate y orégano. Luego la próxima capa con las berenjenas fritas y repetir todos los ingredientes anteriores capa por capa.
    Terminar la última capa con salsa de tomate, queso parmeggiano y fior di late. Cocinar al horno por 15 minutos o hasta obtener el dorado deseado.

  • Aperol Spritz

    - 2 onzas de aperol
    - 1 onza de pomelo
    - 2 onzas de prosecco
    - 1 dash de goma

    Preparación:

    En una copa agregar dos onzas de aperol, una onza de jugo de pomelo, un dash de goma y finalmente dos onzas de prosecco.