EMOLTV

Denuncian brutal maltrato de ovejas en granjas de Punta Arenas y Porvenir

La organización animalista PETA divulgó un video en el que se aprecia cómo a los animales los sacrifican y los dejan desangrarse sin compasión.

07 de Junio de 2016 | 13:04 | Emol / AP
imagen
SANTIAGO.- La organización Personas por el Trato Ético de los Animales (PETA) denunció hoy el brutal maltrato al que son sometidas ovejas en granjas de Punta Arenas y Porvenir, y divulgó un video con impactantes imágenes para probar su acusación.

La grabación muestra cómo trabajadores de las haciendas toman a los animales, los atan de sus extremidades y luego los tiran sobre la parte posterior de un camión.

Más adelante un hombre tiene a una oveja sin atar sobre sus rodillas y le da un primer tajo para degollarla. El animal mueve sus patas y su cuerpo, y el sujeto vuelve a darle otro corte en el cuello, mientras la oveja sigue moviéndose sobre un gran depósito casi lleno de sangre. El sufrimiento de la oveja no cesa, sigue sangrando y el trabajador recibe una llamada o saca su celular, lo mira, se ríe fuerte, manipula algunas teclas, y después de guardarlo se vuelve hacia la oveja para darle lo que sería el corte final. Ha pasado mucho tiempo, quizás varios minutos.

En otras imágenes, trabajadores cortan las colas de las ovejas sin utilizar ningún tipo de analgésico o anestésico, y las esquilan tan bruscamente, que muchas quedan con heridas abiertas y sangrando, sin recibir atención veterinaria.

"Ovejas dóciles y aterradas fueron pisoteadas y apuñaladas -y una incluso fue desollada viva- en estas granjas de pesadilla", aseguró Alicia Woempner, directora de PETA Latino. "PETA le está pidiendo a las autoridades chilenas que lleven a juicio a los trabajadores que mataron a las ovejas estando plenamente conscientes en estas instalaciones, y a los consumidores compasivos a que rechacen esta crueldad al descartar la lana y comprar artículos veganos", agregó.

Según la organización animalista, las brutales prácticas fueron denunciadas a la oficina regional del Servicio Agrícola y Ganadero (SAG) de Magallanes. La respuesta del SAG -a la que la agencia AP tuvo acceso-, señala que las ovejas son sacrificadas para el consumo de los estancieros, por lo que no se aplican las normas compasivas de sacrificio animal.

El SAG establece que el sacrificio de los animales debe realizarse "de manera compasiva", que incluso debe respetar su desplazamiento en grupo de manera calmada, y añade que el aturdimiento previo "debe ejecutarse de manera correcta y sólo cuando los animales se vayan a sacrificar inmediatamente".

Su página en internet añade que "se debe utilizar un método de sacrificio/beneficio rápido y eficaz, que cause el menor sufrimiento posible".

Nada de lo anterior se observa en el largo proceso de degüello de las ovejas, ya que -de acuerdo a la misiva del SAG- las normas se aplican a los procesos industriales y no para el consumo de trabajadores.