EMOLTV

Sainz quiere romper la tradición en Suecia

El piloto español de Ford, fábrica que no triunfa en tierras suecas desde 1978, deberá combatir contra Tommi Makinen, quien llega cargado de optimismo luego de su victoria en Montecarlo, y los números: en medio siglo, jamás ha triunfado un piloto que no sea sueco o finlandés.

31 de Enero de 2002 | 10:43 | EFE
KARLSTAD.- El piloto español Carlos Sainz (Ford Focus) tratará de confirmar en el Rally de Suecia, que se disputa entre viernes y sábado, el buen comienzo de temporada que supuso para él acabar tercero en la prueba inaugural, en Montecarlo.

El Campeonato del Mundo llega a la nieve y el hielo de Suecia con el finlandés Tommi Makinen (Subaru) como líder tras su triunfo en Montecarlo. El escandinavo tuvo que esperar varios días hasta saberse ganador de la primera carrera del año, al confirmarse la penalización de dos minutos que le fue impuesta al final de la segunda etapa al francés Sebastien Loeb (Citroen) por cambiar los neumáticos en una zona en la que esa operación no estaba permitida.

Loeb celebró a lo grande su primer triunfo mundialista sobre el podio de la Plaza del Casino de Mónaco, pero el error de su equipo le apartó de un triunfo que recayó en Makinen en la primera participación de éste a los mandos de un Impreza WRC.

La 51a edición del Rally de Suecia, segunda prueba del Mundial, se disputará sobre 1.895,21 kilómetros totales, 383,58 de los cuales corresponden a dieciséis tramos cronometrados sobre la nieve y el hielo que cubre los caminos de tierra forestales de la zona que separa las ciudades de Hagfords y Fredriksberg. El cuartel general sigue estando en Karlstad.

Esta carrera es una de las más rápidas y espectaculares de cuantas se disputan en el Mundial. En la nieve y el hielo de Suecia de alcanzan habitualmente velocidades medias de 110 kilómetros por hora con temperaturas de entre veinte y treinta grados bajo cero.

Las características específicas de esta carrera hace especialmente delicada la elección de los neumáticos y del tipo de clavos que debe incluir la banda de rodadura. Otro de los rasgos de esta prueba es que en su medio siglo de existencia jamás ha ganado un piloto que no sea sueco o finlandés.

A quebrar la tradición
Romper esta larga tradición es uno de los objetivos que sigue teniendo Carlos Sainz, cuatro veces segundo en esta carrera y que ya acabó con el "mito" del Rally de Finlandia -antes Mil Lagos- al convertirse en el primer piloto no escandinavo que lo agregó a su palmarés. Fue en 1990, entonces con un Toyota. Además, el equipo Ford no gana en Suecia desde 1978. La última vez lo consiguió el sueco Bjorn Waldegard al volante de un Escort RS 1800.

El equipo Ford Rallye Sport concretó en Montecarlo la mejor manera de iniciar el mundial 2002, con los tres Focus en la meta y con Carlos Sainz y el escocés Colin McRae en la tercera y cuarta posición, respectivamente.

Sobre el Rally de Suecia Carlos Sainz ha comentado: "Lo disputé por primera vez en 1995 y me divierte mucho. Probablemente podría decir que es mi rally favorito del campeonato".

Sainz, que en Suecia llega a su carrera número 153 en el Mundial de la especialidad, explica: "Estoy muy contento con el resultado de Montecarlo. Es un buen inicio de temporada para Ford y debemos seguir en esta misma línea en Suecia".

El español llega a la prueba con el susto en el cuerpo tras el accidente que protagonizó el domingo pasado durante los entrenamientos, al chocar contra un reno de 200 kilos que se cruzó en su camino.

Sainz y McRae estarán acompañados en Suecia por el estonio Markko Martin y el joven belga Francois Duval, en su primera toma de contacto con el Focus tras haber ganado en Montecarlo entre los participantes en el Mundial Júnior con un Ford Puma.

Tommi Makinen, cargado de confianza tras su triunfo en Montecarlo, defiende su liderato y estará acompañado, de nuevo y como único compañero, por el noruego Petter Solberg.

Los principales rivales del tetracampeón mundial y pilotos con mayor número de victorias (24) serán sus dos compatriotas del equipo Peugeot: Harri Rovanpera, ganador de la pasada edición (su único título), y Marcus Gronholm, campeón mundial en 2000, temporada en la que se impuso en la nieve sueca.

El actual campeón del mundo, el inglés Richard Burns (Peugeot), tratará de enderezar un rumbo que empezó a torcerse en Montecarlo, en donde no pudo puntuar en su debut con el 206 WRC de la marca francesa.