EMOLTV

Lota Schwager se une a la ola de despidos

El cuadro minero despidió a 14 jugadores que se unieron a la paralización del Sifup pese a tener sus sueldos al día. El técnico seguirá trabajando con los juveniles.

03 de Septiembre de 2002 | 12:06 | DPA
SANTIAGO.- El presidente del club de fútbol chileno Lota Schwager, Bernardo Ulloa, anunció hoy que todos los jugadores profesionales de su equipo recibirán cartas de despido por apoyar el paro de futbolistas que comenzó la semana pasada.

Ulloa señaló que los directivos de la escuadra, de la segunda división, acudirán a la Inspección del Trabajo de la Octava Región para notificar el despido de 14 jugadores, por incumplimiento de contrato.

El dirigente señaló que el técnico Alex Barrales no será despedido, porque está en contra del paro, y se dedicará a trabajar con juveniles que formarán la base del conjunto en la próxima temporada.

El anuncio se suma al despido del técnico Oscar del Solar y 16 jugadores del club Rangers de Talca, que en el torneo Apertura de este año fue subcampeón de la primera división.

Los directivos del equipo rojinegro indicaron que sólo mantendrán los contratos de dos jugadores, que son patrimonio del club y pueden ser transferidos.

"Queremos gente sana, no huelguista", dijo Ulloa al justificar el despido de los jugadores y calificar de "loco" al presidente del Sindicato de Futbolistas Profesionales (Sifup), Carlos Soto.

Según Ulloa, los demás equipos también pueden despedir a los jugadores porque el paro "es ilegal", ya que no fue antecedido por una negociación colectiva.

"Ellos (los sindicalistas) no se asesoraron. Pararon sin haber dialogado", dijo Ulloa, quien llamó "desleales" a sus jugadores, pues se unieron al paro a pesar de que los salarios están al día.

En el caso de Rangers, los jugadores alegaron que el despido viola normas laborales, pues los sueldos no se han pagado desde julio pasado y todavía se deben los premios acordados por el subcampeonato en el torneo Apertura.

El Sifup convocó el paro para rechazar una medida de la Asociación Nacional de Fútbol Profesional (ANFP) que busca evitar el descenso de cuatro equipos en esta y la próxima temporada, pero permitiendo el ascenso de igual número, para que el número de clubes en primera división pase de 16 a 20.

Asimismo, el Sifup exige el pago de las deudas en los equipos y en la selección que participó en las eliminatorias mundialistas, acabar con las limitaciones de edad en la segunda división, mejorar la seguridad social e instalar una mesa de diálogo.

La ANFP se quejó ayer de que el Sifup no atendió una invitación para iniciar el diálogo, pero Soto aseguró que sólo acudirá a la mesa de negociaciones cuando los dirigentes acepten la mediación del Gobierno.

Soto expresó hoy que se dispone a hacer una invitación formal al gobierno para que preste sus "buenos oficios".

Algunos dirigentes de la ANFP son partidarios de romper los contratos con los jugadores y cancelar lo que resta de la temporada, cuyo final está programado para diciembre.