EMOLTV

Zamorano reitera que está cerca de Colo Colo

El delantero podría integrarse al club popular en enero, aunque las condiciones básicas no varían: el síndico Juan Carlos Saffie y la actual administración deben permanecer en la institución.

12 de Noviembre de 2002 | 16:48 | EFE
SANTIAGO.- El delantero chileno Iván Zamorano reiteró hoy su deseo de fichar en enero próximo por Colo Colo, para cumplir su deseo de no retirarse de las canchas antes de jugar por el equipo del que ha sido hincha desde niño.

Zamorano, que regresó a México para reintegrarse a la plantilla de su actual club, el América, tras permanecer más de dos semanas tratándose una lesión en Santiago, también reiteró, sin embargo, varias condiciones que de no cumplirse podrían frustrar sus planes y los del propio Colo Colo.

"Mi única condición es que la actual administración se mantenga tal cual en el club, porque la considero idónea. Si hay algún cambio mi decisión variará", afirmó el ex goleador del Real Madrid y el Inter de Milán antes de subir al avión.

Colo Colo fue declarado en quiebra el pasado enero y desde entonces es administrado por el síndico Juan Carlos Saffie, que tras un drástico recorte de gastos ha logrado ordenar las cuentas, mientras por orden de la Junta de Acreedores -máxima instancia resolutiva en la actual situación- diseña el futuro del club.

Aunque en casos de quiebras generalmente una empresa debe vender sus activos para pagar las deudas hasta donde alcance y después se decreta la muerte de la institución, en este caso se prevé que el club será transformado en una sociedad anónima.

El propio Zamorano expresó durante su estancia interés en invertir en Colo Colo, pero, al igual que frente a la posibilidad de vestir la camiseta del equipo, puso como condición la permanencia del síndico Saffie en la gestión administrativa y el alejamiento definitivo de los dirigentes que llevaron el club a la ruina.

"La presencia del síndico me da confianza para volver al fútbol chileno y jugar por Colo Colo", precisó Zamorano, que en su país sólo jugó por Cobresal, en el que se inició sin contar 64 partidos con la selección nacional, a la que aportó 33 goles.

Zamorano partió en 1989 al Bologna italiano, como sobrante por el traspaso de su compatriota Hugo Rubio, pero como nadie lo había pedido, fue traspasado al Saint Gallen suizo, en el que se consagró como máximo goleador del fútbol helvético, lo que le valió pasar después al Sevilla y al Real Madrid.

El Inter de Milán y el América, con el que ganó el torneo de Verano 2002 del fútbol mexicano, han sido las últimas estaciones de uno de los máximos valores que ha producido el fútbol chileno en toda su historia.

Jugar por Colo Colo es para Zamorano un compromiso emocional: "Se lo debo a mi padre -lo perdió a los 13 años-, mi idea es terminar mi carrera en Colo Colo", insistió.

Respecto a una decisión tomada esta semana por los clubes mexicanos, de no fichar más jugadores chilenos a causa de una deuda que Colo Colo mantiene con el Tigres de Monterrey cuando repatrió a José Luis Sierra, hace algunos años (1,8 millón de dólares), Zamorano consideró que se trata de una medida "incoherente y absurda".

"Ojalá la situación se piense mejor y podamos ver a muchos chilenos jugando en el fútbol mexicano", puntualizó.

Según los responsables de Colo Colo, la situación legal del club está en conocimiento de la FIFA, que acogió el hecho de que el equipo chileno está sometido a un régimen ordenado por los tribunales de justicia.

Agregaron que en esta instancia, el Tigres podría acreditar legalmente su condición de acreedor y como tal, pasar a integrar la Junta de Acreedores y participar en la planificación de la forma y plazos en que el club chileno saldará sus compromisos.