EMOLTV

Independiente quedó a las puertas

Los "Diablos Rojos" lograron un agónico empate ante Boca Juniors (1-1) en la penúltima fecha del Torneo Apertura, con lo que mantienen su ventaja de tres puntos sobre los "xeneizes" a una fecha del final.

24 de Noviembre de 2002 | 18:42 | EMOL
BUENOS AIRES.- Independiente conquistó un agónico empate 1-1 ante Boca Juniors y quedó a un paso de conquistar el domingo próximo el Torneo Apertura del fútbol argentino.

El volante Lucas Pusineri anotó a los 87’ el gol que puede significar el título para los "Diablos Rojos" de Avellaneda, después de ocho años de sequía.

Boca, que había abierto la cuenta a los 35’ a través de Guillermo Barros Schelotto, fue claro dominador y podría haber ganado por dos o tres goles de diferencia.

Independiente quedó ahora con 40 puntos, contra 37 de Boca, cuando queda sólo una fecha para que finalice el certamen.

En la última fecha, el domingo próximo, Boca, que venía de cinco victorias consecutivas, será local ante Rosario Central, en tanto Independiente jugará de visitante frente a San Lorenzo de Almagro, actual finalista de la Copa Sudamericana.

El clásico Independiente-Boca se jugó en el estadio del primero, ante unas 50.000 personas, en Avellaneda, periferia sur de Buenos Aires.

Media hora antes del inicio del cotejo se produjo un gigantesco corte de energía que afectó a unas 10 millones de personas y abarcó a la Ciudad de Buenos Aires, al Gran Buenos Aires y a su capital, La Plata.

Boca, dirigido por el técnico uruguayo Oscar Tabárez, había renunciado al título menos de dos meses atrás, pero una seguidilla espectacular de victorias y las debacles de Independiente y de River Plate acercarse al tope de las posiciones.

Independiente, dirigido por Américo Gallego y que tuvo un formidable inicio de campeonato, con goleadas y buen fútbol, jugó hoy un pobrísimo primer tiempo y su reacción del complemento sólo se concretó a tres minutos del final.

Los "Diablos Rojos" de Avellaneda, siete veces campeones de la Copa Libertadores de América, venían de discretas temporadas y están muy ilusionados con el título, ya que la última conquista fue en 1994, con Miguel Brindisi como DT.