EE.UU. se manifiesta "muy preocupado" por la crisis en Fiji

El portavoz del departamento de Estado, Richard Boucher, en un comunicado, calificó de "repugnante y criminal" la acción del líder indígena George Speight, quien derrocó a Mahendra Chaudhry, y lo mantiene junto a los funcionarios de su gobierno bajo amenaza de armas de fuego en el parlamento desde el 19 de mayo.

29 de Mayo de 2000 | 16:01 | AFP
WASHINGTON.- Estados Unidos se declaró el lunes "muy preocupado" por la crisis en las islas Fiji, donde el ejército tomó el poder y declaró ley marcial diez días después de que hombres armados derrocaran al gobierno electo en nombre de los indígenas isleños.

"Estados Unidos permanece muy preocupado por la actual crisis en Fiji", expresó el portavoz del departamento de Estado, Richard Boucher, en un comunicado.

Boucher calificó de "repugnante, criminal" la acción del líder indígena George Speight, quien derrocó a Mahendra Chaudhry, el primer miembro de la etnia india nombrado primer ministro y lo mantiene junto a los funcionarios de su gobierno bajo amenaza de armas de fuego en el parlamento desde el 19 de mayo.

"Condenamos enérgicamente la repugnante y criminal acción de George Speight", dijo Boucher, llamando a que los rehenes sean "liberados inmediata e incondicionalmente".

Speight reclama que la constitución de 1997 que garantiza a la población de origen étnico indio el derecho a compartir el gobierno sea abolida y reemplazada por otra que otorgue el poder a los nativos de Fidji, y declaró que gobernará por decreto durante un año.

Boucher afirmó que "Estados Unidos apoya enérgicamente la democracia y los principios internacionales sobre derechos humanos como los plasmados en la constitución de Fidji de 1997".

"La discriminación abierta y la desigualdad de derechos políticos basados en diferencias de raza o etnias se contradice flagrantemente con esas importantes normas internacionales", expresó.
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores