Líder kosovar levanta boicot a misión de la ONU en la zona

"Obtuvimos confirmación por parte de los organismos internacionales de que se respetará la integridad territorial de Kosovo", declaró Thaci en Pristina.

17 de Julio de 2000 | 16:38 | DPA
PRISTINA.- El líder albanokosovar Hashim Thaci puso esta tarde fin a su boicot a UNMIK (la misión de las Naciones Unidas en Kosovo), tras haber alcanzado varios acuerdos con los representantes de la ONU en la provincia.
El líder albano-kosovar anunció el término del boicot contra la misión de la ONU
"Obtuvimos confirmación por parte de los organismos internacionales de que se respetará la integridad territorial de Kosovo", declaró Thaci en una conferencia de prensa celebrada en Pristina.

"Espero que junto con KFOR (las fuerzas internacionales de paz en la región) y otros mecanismos internacionales hagamos todo lo posible por el respeto y la defensa de las fronteras de Kosovo, para que el río Ibar (que divide Mitrovica) no sea un puente de división, sino la frontera entre Kosovo y Serbia reconocida internacionalmente", afirmó Thaci.

El líder albanokosovar añadió que, en sus contactos con los representantes internacionales en Kosovo, obtuvo el apoyo de la inmensa mayoría de las demandas que su formación, el Partido Democrático de Kosovo (PDK), impuso como condiciones para su regreso a las principales estructuras administrativas de Kosovo.

Según Thaci, la ONU ha prometido resolver este mes asuntos como la nueva normativa sobre pensionistas, mártires e inválidos de guerra. Mientras tanto, el líder albanokosovar anunció la creación de un organismo conjunto con las fuerzas internacionales para el control del proceso por el que ex combatientes de la milicia UCK (Ejército de Liberación de Kosovo) se integrarán en el nuevo servicio de policía de Kosovo.

Thaci suspendió su participación en el consejo administrativo conjunto el 30 de junio, después de que el jefe de UNMIK, Bernard Kouchner, firmara un acuerdo con el líder de los serbios moderados de Kosovo, el obispo Artemije, por el que se ofrecía mayor seguridad a la comunidad serbia en la provincia.

Hashim Thaci, ex líder del UCK, consideró entonces que el acuerdo llevaba a la creación de estructuras paralelas en Kosovo y afirmó que los problemas existentes entre el PDK y UNMIK habían "llegado al máximo".

Como condiciones para regresar al consejo administrativo conjunto, Thaci demandó una solución para la ciudad dividida de Mitrovica, un status legal para los pensionistas, mártires e inválidos de guerra, y más agentes del antiguo UCK para la policía de Kosovo.

"Todavía estamos en desacuerdo con el acuerdo Kouchner-Artemije", reiteró hoy Thaci, que sin embargo expresó su confianza en que se fijará una fecha límite sobre su validez cuando, en octubre, se celebren elecciones municipales.

Mientras, soldados de KFOR concluyeron esta noche una importante operación de localización de extremistas en la parte central de Kosovo. La operación, en la que participaron más de 400 soldados noruegos, británicos y suecos, tenía su centro en el pueblo de Gornje Dobrevo, donde tres serbios resultaron muertos a principios de junio, cuando un coche pasó por encima de una mina.

Durante esta búsqueda, los soldados de KFOR se incautaron de una ametralladora, tres rifles, varios morteros y granadas de mano y esposas, así como 200 cartuchos de munición, según una portavoz de las tropas británicas de KFOR en Kosovo.

Por otro lado, un tribunal de la localidad serbia de Pozarevac condenó hoy a 20 albanokosovares a dos años de prisión cada uno por "hechos delictivos de corte terrorista", informó la agencia de noticias Beta. El ministro de Justicia serbio, Dragoljub Jankovic, explicó hace poco que hasta el momento unos 900 albanokosovares han sido condenados por hechos similares.

Diplomáticos y grupos pro-derechos humanos occidentales están convencidos de que la mayoría de estos albaneses fueron detenidos de manera arbitraria.
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores