Presidente de Bolivia anuncia ministerio anticorrupción

El presidente Hugo Banzer anunció que nombrará en los próximos días un ministro para combatir la corrupción en su gobierno tras recibir múltiples críticas de empresarios, partidos de oposición y sectores sindicales.

13 de Abril de 2001 | 12:40 | Agencias
LA PAZ.- El presidente Hugo Banzer anunció que nombrará en los próximos días un ministro para combatir la corrupción en su gobierno tras recibir múltiples críticas de empresarios, partidos de oposición y sectores sindicales.

"La designación se hará en los siguientes días, el presidente está buscando a la persona'', dijo el viernes el ministro de Información, Manfredo Kempff.

El ministro anticorrupción tendrá amplias facultades para investigar y su trabajo concluirá presentando una denuncia pública. Podrá acusar a los funcionarios sospechosos ante los tribunales de justicia, pero no podrá destituirlos, según se conoció en fuentes oficiales.

La corrupción se ha convertido en Bolivia en el principal factor para el descrédito del gobierno y de los partidos que integran la coalición gubernamental. Figura como el segundo mayor problema del país después de la aguda crisis social y económica.

Los sectores sindicales atribuyen el agravamiento de la situación del país a los efectos que causa la corrupción.

En 1998, el presidente Banzer se vio obligado, por presión de la opinión pública, a destituir a dos ministros involucrados en casos de corrupción, pero ninguno llegó a los tribunales.

Uno de ellos es sospechoso de comprar vacunas con sobreprecio y otro de contrabandear carne. Ambos pertenecen al MIR, partido integrante de la coalición gobernante.

El año pasado, Banzar obligó a renunciar a su yerno Luis Alberto Valle, que había sido acusado de irregularidades cuando ejerció el cargo de prefecto (gobernador) de La Paz.

Banzer reconoció ante los empresarios que los interpelaron que la corrupción es un problema, pero señaló que ningún otro gobierno había tomado medidas estructurales para combatir ese problema.

El mandatario citó entre esas medidas la reforma de la aduana, considerada hasta hace un año, según encuestas, como la institución más corrupta junto a la policía.También mencionó la reforma de la justicia.

La iglesia católica también ha sugerido al gobierno la creación de mecanismos de fiscalización ciudadana para impedir que la corrupción ocasiones aún mayores daños a la economía.
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores