Israel seguirá con la construcción del muro en Jerusalén

El ministro israelí de Defensa, Shaul Mofaz, consideró que la construcción de esa barrera de obstáculos es "vital" para la seguridad de la población israelí en Jerusalén, al ser interpelado en la Comisión Parlamentaria para Asuntos de Defensa y del Exterior.

10 de Febrero de 2004 | 08:41 | EFE
JERUSALÉN.- El ministro israelí de Defensa, Shaul Mofaz, declaró hoy martes que, a pesar de las protestas de los palestinos y de organizaciones de derechos humanos, Israel seguirá levantando la "valla de seguridad" que "envuelve" a Jerusalén.

"Estamos trabajando muy intensamente en la valla de seguridad para Jerusalén", declaró esta mañana el ministro en medio de las protestas pues ese muro, con bloques de hormigón, dejará aislados a más de 80.000 residentes palestinos de la ciudad.

Mofaz consideró que la construcción de esa barrera de obstáculos es "vital" para la seguridad de la población israelí en Jerusalén al ser interpelado en la Comisión Parlamentaria para Asuntos de Defensa y del Exterior.

Por su lado un jefe de los Servicios de Información de las Fuerzas Armadas, general Aharón (Farkash) Zeevi, criticó hoy en esa Comisión un plan para la evacuación o "reubicación" de diecisiete asentamientos judíos de la franja de Gaza, que formuló la semana anterior el primer ministro Ariel Sharon.

Según el militar, ese anuncio "es interpretado por los palestinos como una victoria de los terroristas", alusión a las facciones de la resistencia palestina. Esto, comentó Zeevi a los parlamentarios, puede fomentar los ataques terroristas en Gaza y Cisjordania".

No obstante, "también puede ocurrir lo contrario pues si los asentamientos fuese desmantelados, crecerá la presión de la comunidad internacional sobre las autoridades palestinas para que impidan esas actividades terroristas", agregó el general israelí.

En la franja de Gaza, de donde hace más de dos años falta el presidente de la Autoridad Nacional Palestina (ANP), Yaser Arafat, confinado en la ciudad cisjordana de Ramala, comenzó la lucha por el poder -dijo Zeevi- entre su Gobierno y el movimiento de la Resistencia Islámica (HAMAS), de gran predicamento entre las clases humildes.

Unos y otros, señaló el militar, se preparan para asumir el control en ese territorio para cuando Israel evacúe unilateralmente los asentamientos judíos, si se concreta el anuncio de Sharon.

El plan del Primer Ministro israelí, que convalecía hoy de un tratamiento al que se sometió anoche para disolverle cálculos de las vías urinarias, desencadenó una campaña en contra de los colonos y de varios partidos de la derecha ultranacionalista en su Gobierno.

En seis puntos de la ciudad de Tel Aviv han aparecido esta mañana pintadas que incluyen cruces gamadas (esvásticas) condenando a Sharón por "nazi" a raíz de ese plan, al ministro de Justicia, Tomy Lapid, que lo respalda, y también contra la Policía Nacional.

Las primeras de esas pintadas contra el jefe del Gobierno y su plan, que también prevé una evacuación de contados de los 141 asentamientos de Cisjordania y una retirada parcial del Ejército, aparecieron la semana anterior en la ciudad de Jerusalén.

De momento, la policía no ha descubierto a los responsables de los escritos, atribuidos a activistas radicales del sector nacionalista de derecha.
Ediciones especiales
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
PUBLICACIONES DESTACADAS
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores