Milosevic define su juicio como "una simple y pura farsa"

El ex presidente yugoslavo arremetió hoy en un alegato contra las acusaciones por genocidio, crímenes contra la humanidad y crímenes de guerra que enfrenta, y sostuvo que son una manipulación sin escrúpulos.

01 de Septiembre de 2004 | 08:27 | Reuters
LA HAYA.- El ex presidente yugoslavo Slobodan Milosevic calificó hoy su juicio por crímenes de guerra como una “pura farsa” en un final desafiante de su alegato de defensa contra los cargos de limpieza étnica en los Balcanes.

El que fuera hombre fuerte de Serbia, que se defendió a sí mismo por los cargos de genocidio, crímenes contra la humanidad y crímenes de guerra en Croacia, Bosnia y Kosovo en la década de 1990, dijo que los cargos eran ilegales en el segundo día de su defensa.

Milosevic arremetió contra las acusaciones y dijo que eran una manipulación sin escrúpulos y mentiras al terminar un apasionante alegato expuesto durante dos días. El gran deseo de Serbia hubiera sido la paz, dijo, acusando a otros grupos étnicos de impulsar la guerra.

Los serbios habían sido forzados a defenderse a sí mismos contra una “Guerra Santa” en Bosnia entre 1992-95 y de los ataques de los nacionalistas en Croacia entre 1991-95, dijo. No había pruebas de crímenes serbios en Kosovo en 1999, afirmó ante el tribunal.

“Gracias a la naturaleza y a los contenidos de esta falsa acusación (el juicio) se ha convertido en una simple y pura farsa. Sin embargo, la cantidad de dinero no es insignificante. No es una farsa barata”, dijo Milosevic ante el tribunal de la ONU en La Haya.

Su juicio, que comenzó en febrero de 2002, es el caso de más alto perfil en un tribunal con un presupuesto anual de más de 270 millones de dólares. Milosevic no reconoce al tribunal y optó por la autodefensa.

Milosevic lanzó su defensa el martes, meses después de lo planeado por problemas de corazón e hipertensión. Los fiscales quieren que los jueces impongan al ex presidente serbio un abogado defensor, a pesar de sus objeciones, para evitar más retrasos en el juicio.

Milosevic desechó las sugerencias de la acusación de que los nacionalistas habían planeado crear una “Gran Serbia” durante la caída de la Yugoslavia multiétnica en la década de 1990, y dijo que los serbios se habían defendido de los ataques separatistas.

“En lo que fallaron fue en decir que las actividades del pueblo serbio fueron llevadas a cabo como defensa propia”, dijo refiriéndose a la lucha en Croacia a principios de la década de 1990 cuando Zagreb se separó de la federación yugoslava.

El ex presidente serbio, que calificó su juicio como una “distorsión de la historia” y culpó a Occidente por fomentar la caída de Yugoslavia, espera llamar a su primer testigo de la defensa la próxima semana.

Milosevic quiere solicitar la presencia de más de 1.000 testigos, incluidos el primer ministro británico, Tony Blair, y el ex presidente de Estados Unidos Bill Clinton en los 150 días que se le han asignado.

El ex presidente serbio aprovechó el comienzo de su defensa para acusar a Occidente, a la OTAN, a traficantes de drogas albano-kosovares, extremistas islámicos y al Vaticano de contribuir a la desintegración de una Yugoslavia multiétnica en la década de 1990.

Los fiscales finalizaron su exposición en febrero después de llamar a más de 290 testigos. Los jueces quieren concluir el caso en octubre del año próximo.
Ediciones especiales
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
PUBLICACIONES DESTACADAS
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores