EMOLTV

Bajo estrictas medidas de seguridad judíos inician fiesta Pascua

La Pascua o "Pesaj", según se conoce en hebreo, recuerda la salida del pueblo judío del Egipto faraónico y la recuperación de la libertad.

23 de Abril de 2005 | 05:14 | EFE
JERUSALÉN.- Más de cinco millones de judíos del Estado israelí, y cerca de 13 en todo el mundo, comienzan hoy, con una tradicional cena, los festejos de la semana de Pascua bajo estrictas medidas de seguridad ante la amenaza de posibles atentados.

Miles de agentes de los distintos cuerpos de seguridad israelíes además de voluntarios vigilarán en todo el país para que no se produzcan incidentes como el atentado que hace tres años causó la muerte de más de 30 personas durante la primera cena de Pascua, conocida como "seder".

El ocurrido en aquella ocasión, es hasta la fecha el atentado más sangriento desde que se inició la "Intifada de Al-Aksa" en septiembre de 2000, y fue obra de un suicida de Hamás que se inmoló en el salón de un hotel de la ciudad israelí de Netania, cuando decenas de comensales celebraban la tradicional cena que da comienzo a la semana festiva de Pascua.

La Pascua o "Pesaj", según se conoce en hebreo, recuerda la salida del pueblo judío del Egipto faraónico y la recuperación de la libertad.

La primera cena de esta noche o "primer seder" es la que los Evangelios y la tradición cristiana recuerdan como la "última cena" de Jesús con sus discípulos en el Cenáculo del monte Sión, cuando miles de judíos se concentraban en el Monte de los Olivos.

En este ritual, los mayores cuentan a los niños los avatares de la esclavitud en Egipto -narrada en el libro de Exodo bíblico-, y les explican los beneficios de la libertad, como el "sentarnos reclinados", esto es sin tensión ni miedo, según dice una canción popular.

Además se come sólo pan ácimo, las "matzot", una suerte de galleta cocida con harina y agua pero sin levadura, al igual que lo hicieran los bíblicos israelitas que no tuvieron tiempo para cocinar pan con levadura ante la inminente salida de Egipto.

Durante la semana pascual, presidida por la figura de Moisés, que enfrentó al faraón Ramses y liberó a su pueblo, los judíos también festejan la llegada de la primavera, motivo por el cual la población suele pasear en parques y reservas naturales, donde también será extrema la vigilancia por parte de la Policía Nacional.

En los hogares que festejen el "primer séder" es tradición beber cuatro copas de vino al tiempo que mayores y niños leen, recitan y comentan el relato de aquella liberación, descrito en la "hagadá".

Una copa quedará intacta "para el profeta Elías", para el caso de que se presente de pronto y anuncie la llegada del mesías, según la promesa del Antiguo Testamento

Moisés es el reconocido libertador de los judíos, quien según su tradición con ayuda divina -mediante el envío de diez plagas a los egipcios- logró hace 2.500 años doblegar a los soldados del Faraón y poner fin a la esclavitud a la que estaban sometidos los judíos, que habrían participado en la construcción de las Pirámides, según algunos historiadores.

La tradición judía explica que una de esas plagas fue la muerte de los primogénitos egipcios, como la que había impuesto el Faraón a los judíos, entre estos Moisés, a quien salvó la vida la hija del monarca egipcio que lo encontró siendo un niño en una cesta arrojada al Nilo.

Con la liberación comenzó el Exodo y la larga marcha de 40 años por el desierto de Sinaí hacia la "Tierra Prometida" a la que no llegó Moisés, quien sólo pudo verla desde el monte Nevó, hoy en el Reino de Jordania.

Entretanto, Israel mantendrá cerrado y durante la semana que dure la festividad el territorio de Cisjordania, mientras que permite el acceso de trabajadores palestinos procedentes de la franja de Gaza.
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Recomendados Emol