Supuesta muerte de Aribert Heim genera dudas en Alemania

"Cazadores de nazis" sostienen que debe aparecer un cadáver para dar por aclarado el caso del denominado "Doctor Muerte".

05 de Febrero de 2009 | 09:58 | DPA

LUDWIGSBURG.- Los expertos alemanes del mayor centro mundial de persecución de crímenes del nazismo expresaron hoy serias dudas de que el nazi más buscado del mundo, Aribert Heim, haya muerto a principios de los años 90 en Egipto tal como señala una investigación periodística.


"Todavía no estoy convencido de que el resultado sea el correcto", declaró el subdirector de la entidad con sede en la ciudad de Ludwigsburg, Joachim Riedel. "Bien podría ser que estuvieran queriendo engañar a alguien", sostuvo.


Según una investigación conjunta del canal de televisión alemán ZDF y el diario "The New York Times" dada a conocer el miércoles, Heim, el médico del campo de concentración de Mauthausen, conocido como "Doctor Muerte", murió el 10 de agosto de 1992 en El Cairo a la edad de 78 años a causa de un cáncer.


"Podría ser efectivamente que esté bajo tierra desde hace mucho tiempo, pero mientras no tengamos el cadáver no podremos considerar que el caso está completamente aclarado".


Riedel dijo que su organismo había recibido la semana pasada una pista anónima de que Heim estaría vivo y se encontraría en España.


Los expertos de Ludwigsburg comparten el escepticismo manifestado por los "cazadores de nazis" del Centro Simon Wiesenthal en Jerusalén.


"En la superficie parece ser algo serio, pero faltan las piezas más importantes de la evidencia: no hay cadáver, no hay tumba y no hay tests de ADN", dijo el director del centro, Ephraim Zuroff.


Zuroff agregó que alberga la sospecha de que el hijo de Heim, Rdiger, organizó todo y fue quien suministró los datos a los medios.


Según Zuroff, hace cinco meses había dicho que no tenía contacto con su padre. "O mintió entonces o miente ahora". Zuroff sostuvo que la información constata solamente que Heim vivió en Egipto, algo que ya era conocido.


Riedel, del centro de persecución en Ludwigsburg, contó que la noticia no lo sorprendió. "Pero me irritó el hecho de que presuntamente haya habido transferencias de dinero extrañas y no confirmadas al hijo de Heim".


Además, agregó, llama la atención de que la familia de Heim, que vive en Baden-Baden, no lo haya declarado hace tiempo por muerto. "Estas circunstancias pueden llevar a todo tipo de conclusiones, también a la de la muerte de Heim".


Riedel recordó que también hubo pistas falsas dadas de forma intencional en los casos del médico de Auschwitz Josef Mengele, que murió en Brasil en 1979 o en el de Adolf Eichmann, capturado por el servicio secreto israelí y ejecutado en Israel en 1962.


El experto calificó de "típica historia de fuga de un criminal de guerra nazi" la presunta huida de Heim en 1962 de su casa en Baden-Baden a El Cairo, pero recordó que la región preferida por los nazis para huir era Sudamérica.


La policía del estado de Baden-Wurttemberg también destacó la necesidad de contar con pruebas de restos mortales para poder tener seguridad de la muerte de Heim y anunció que examinará los nuevos indicios.


Un portavoz explicó que ya en los años 60, la policía recibió pistas de que Heim estaba trabajando en Egipto. "Pero los chequeos que hicimos con las autoridades egipcias no las confirmaron". De acuerdo con las informaciones periodísticas, Heim se convirtió al islam en los años 80 y adoptó el nombre de Tarek Farid Hussein.


También el Ministerio de Justicia de Austria analiza la información en torno a la presunta muerte del médico nazi. "Primero queremos examinar los datos antes de tomar decisiones", sostuvo una portavoz judicial. Contra Heim hay un juicio penal pendiente en la Fiscalía de Viena.


Heim nació en 1914 en Radkersburg, Austrial. Por su extrema crueldad era llamado "Doctor Muerte" en los campos de concentración nazis. Tras la guerra fue "desnazificado" por las fuerzas de ocupación estadounidenses y practicó como ginecólogo en dos ciudades alemanas.


En 1962 fue alertado de que se lo acusaría de crímenes de guerra al ser identificado por antiguos prisioneros y se fugó. Durante años fue buscado con orden internacional de arresto y se creía que había estado en Sudamérica. Sin embargo, en 1967 ya se había difundido una pista según la cual Heim había trabajado en Egipto.

Ediciones especiales
Comentaristas
PUBLICACIONES DESTACADAS
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores