Detienen a autor de tiroteo en edificio de oficinas de Orlando

Jason Rodríguez (40), de origen puertorriqueño, fue arrestado en la casa de su madre.

06 de Noviembre de 2009 | 16:36 | Agencias

Rodríguez fue despedido en 2007 de Reynolds Smith & Hill.

EFE

MIAMI.- Autoridades estadounidenses lograron detener al sospechoso de haber perpetrado un tiroteo en un edificio de oficinas en la ciudad estadounidense de Orlando, Florida.


Jason Rodríguez (40), de origen puertorriqueño, se entregó a la policía en la casa de su madre, luego de que los agentes lo vieron por una ventana y le exhortaron a salir, dijo la comandante policial Val Demings.


Asimismo, el número de víctimas fatales del tiroteo fue reducido a una persona y el de heridos a cinco. Una sexta víctima fue hospitalizada con problemas cardiacos a causa del ataque, dijeron fuentes médicas, según las cuales todos los lesionados están "estables".


Por su parte, la portavoz policial Barbara Jones dijo que -según testigos- el incidente ocurrió en las oficinas de Reynolds Smith & Hill, una empresa consultora en temas de transporte, entre cuyos clientes están la Agencia Espacial y el Departamento de Defensa.


Mike Bernof, portavoz de la empresa, dijo a CNN que todas las víctimas estaban en el local de su compañía.


Rodríguez, ingeniero de profesión, había sido despedido en junio de 2007 por problemas con su rendimiento laboral, indicó Bernof aunque no dio detalles. El sospechoso se declaró en bancarrota este año, de acuerdo con documentos judiciales.


Los agentes policiales están interrogando al sospechoso para determinar si tenía "un objetivo en particular".


"Ellos quieren determinar cuál el estado en que se encontraba al llegar al edificio", afirmó Demings. También se está interrogando a personal de seguridad del edificio donde se produjo el tiroteo.


Gerry Gilgo, quien trabaja en el piso donde ocurrió el incidente, relató que iba a encontrarse en los ascensores con una colega para almorzar.


"Ella me gritó: '¡Disparan, disparan! ¡Regresen a sus oficinas!'", dijo Gilgo.


Will Halpern, un abogado que trabaja en el piso número 17 del edificio, estaba entre el último grupo en ser evacuado. Narró que la planta baja del edificio estaba llena de comandos SWAT con fusiles de asalto y tratando de registrar el lugar.


Boby Dager, alcalde de Orlando, expresó "que era un día triste para Orlando, pero los ciudadanos deben sentirse orgullosos de que la policía actuó rápidamente".

Ediciones especiales
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
PUBLICACIONES DESTACADAS
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores