“MEG”: El ataque del megatiburón prehistórico

Olvide los dinosaurios clonados o los monstruos espaciales, porque el protagonista de esta novela es capaz de devorarlos a todos.

22 de Abril de 2009 | 12:55 | Alberto Rojas M.

El foco de la historia es Jonas Taylor, un doctor en paleontología que carga en su memoria con una experiencia que nadie parece dispuesto a creer: un encuentro cara a cara, en lo más profundo del océano, con un Carcharodon megalodon.

Océano/VíaMagna, 2008

SANTIAGO.- Imagine un animal marino de quince a veinte metros de largo, con dientes que midan treinta centímetros de longitud, y un peso cercano a las veinte toneladas. Sin duda, un animal aterrador e imbatible, sólo posible en los mares del período cretácico. ¿Su nombre? Carcharodon megalodon. Ahora piense qué pasaría si ese predecesor del actual tiburón blanco, reapareciera hoy en nuestras costas… hambriento.

Exactamente esa es la premisa de "MEG" (Océano/VíaMagna, 2008), del escritor estadounidense Steve Alten, quien se hizo conocido mundialmente con best sellers como “El Testamento Maya” y “La Resurrección Maya”. Y que ahora prolonga su éxito con esta reedición en castellano de "MEG".

El foco de la historia es Jonas Taylor, un doctor en paleontología que carga en su memoria con una experiencia que nadie parece dispuesto a creer: un encuentro cara a cara, en lo más profundo del océano, con un Carcharodon megalodon.

Aquella expedición terminó en tragedia, nadie creyó su versión de lo ocurrido y eso acabó arruinando tanto su carrera como su matrimonio. Desde entonces, Taylor no ha vuelto al mar, aterrado con la idea de toparse nuevamente con aquel monstruo. Pero su existencia lo ha obsesionado desde entonces: ¿cómo un depredador marino, supuestamente extinto hace más de 65 millones de años, puede seguir vivo?

La respuesta llegará en parte cuando su viejo amigo Masao Tanaka, junto a su hija Terry, le piden ayuda para revisar unos sensores capaces de predecir terremotos. Taylor acepta a regañadientes la idea de subirse una vez más a un minisubmarino y descender a las oscuras profundidades. Y obviamente allí, en las zonas abisales, el atormentado Taylor volverá a toparse con esa sombra blanquecina y brillante que durante años ha tratado de olvidar.

“MEG” es un tecno-thriller de tomo y lomo, bien armado y con abundante información científica. Y su éxito editorial lo tiene desde hace unos años en primera fila para convertirse en guión para Hollywood. Sin duda, un libro que atrapa y no suelta, igual que el Carcharodon megalodon.

Ediciones especiales
Comentaristas
PUBLICACIONES DESTACADAS
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores