Parived, el enigmático hombre que llevará al altar a Tonka Tomicic

Entre el misterio y los mitos ha tenido que moverse el novio de la animadora, desde que los flashes comenzaran a apuntarlo a su pesar. Tras un inicio que incluso tuvo polémicas, lograron construir una relación firme, que cuidan por sobre todas las cosas.

13 de Diciembre de 2012 | 09:57 | Emol

Cerca de 15 años de diferencia tienen Marco Antonio López y Tonka Tomicic. Llevan casi ocho juntos.

LUN

SANTIAGO.- Un aire de misterio ha rodeado siempre a Marco Antonio López, a quien desde esta mañana medio Chile envidia: El hombre de 52 años, más conocido como Parived, fue oficializado hoy como el futuro marido de quien ha sido su pareja por casi ocho años, la animadora Tonka Tomicic.

De partida, gracias al recelo con que la conductora de "Bienvenidos" cuida su privacidad, ni siquiera de su existencia se sabía mucho hasta hace apenas unos años. El punto de quiebre al respecto fue marcado por el Festival de Viña 2007, el primero que Tomicic animó, y donde López comenzó a verse como acompañante permanente de su pareja, rol que en adelante mantendría, aunque siempre bajo sus códigos: Sin declaraciones, sin entrevistas, en completo segundo plano.

Ese perfil se prestó para que surgieran toda clase de mitos, que en un momento llegaron a incomodar a la animadora: Entre ellos, que Parived era una suerte de gurú perteneciente a algún extraño movimiento espiritual, o que era económicamente mantenido por la ex modelo.

Lo cierto es que la relación de ambos comenzó en 2004, en momentos en que Tomicic venía saliendo de una larga relación con el ingeniero comercial Ives Duvauchelle (que había comenzado cuando ella tenía apenas 15 años), y cuando estaba muy afectada por episodios familiares como la muerte de su abuela.

Fue en ese período cuando la modelo rusa Inessa Sorokina, entonces amiga de Tomicic, le habría recomendado conversar al respecto con quien era su pareja, nada menos que el mismo López. ¿La razón? Efectivamente Parived era un dedicado cultor de la vida espiritual, lo que exteriorizaba en instancias de apoyo a diversas personas que se le acercaban por recomendación. Su matriz en este ámbito, se decía entonces, era Osho. Su currículum, en tanto, anotaba estudios espirituales en Estados Unidos y experiencias al respecto en diversos países.

En parte por eso se habló de que la animadora le habría "levantado" el novio a su amiga, algo que su entorno se preocupó de desmentir cuando la historia salió a la luz, pero que la rusa optó por seguir dejando en la nebulosa, limitándose a asegurar que ya había "perdonado".

El camino al altar

De esa espiritualidad, a la visión de místico excéntrico que se llegó a tejer, habría sin embargo una gran distancia, y Tomicic se ha preocupado de dejarlo en claro. "Es una caricatura de una persona que no es pública. La cosa no es así. Y creo que este rumor se nos ha ido de las manos. A todos. Porque no somos seguidores de una secta y no adoramos a un ídolo. Somos una pareja normal, común y corriente", dijo en 2007 a Las Últimas Noticias. "Son diferentes formas de vivir la vida. Nosotros somos más piolas", agregó.

Tal vez ese bagaje aporte a las principales características con que quienes conocen a López lo definen: Amable, conquistador, buen conversador, caballero, aunque distante a primeras. En definitiva, un tipo con cuento.

Pero, obviamente, López no vive ni de esas creencias ni de sus encantos. Sus ingresos provendrían de su trabajo como intermediario en el mundo del arte y las antigüedades, donde consigue poner valiosas piezas en poder de potentados compradores. Su especialidad iría por el lado del arte latinoamericano.

Y aunque tras su salida a la luz pública ha procurado mantener la reserva, el enigmático Parived se permitió una excepción hace poco más de un año, con una breve aparición en "Bienvenidos" el día en que Tomicic cumplió 35 años. Allí adelantó algo del escenario actual, cuando reconoció que había ganas de casarse y tener hijos.

"Más allá de la ceremonia y los rituales, siempre he creído que los hijos son un regalo y un fruto del amor. Creo que estamos preparados, es una cuestión de tiempo y organizarnos", decía sobre la descendencia. Aunque luego aclaró que "antes de tener un hijo debiéramos casarnos. Pero la decisión es de Tonka".

Decisión que finalmente llegó, como reconoció esta mañana en el matinal de Canal 13, tras adelantarlo en la edición de "Cosas" que hoy llegó a suscriptores y que mañana estará en kioscos.

La determinación la tomó "porque me siento más mujer, con el peso específico que tiene la palabra, que trato de absorber en todo mi ser. Estoy viviendo intensamente mi género y quiero que así sea en todo orden de cosas. No le hago el quite a mis emociones: al fuego y al hielo que hay dentro de mí. Me acepto más en lo derecho y en las vueltas que me doy (...) Estoy en esa exploración, que comparto con un gran compañero, un amigo, mi amor. Quiero que nuestro amor obtenga las bendiciones de Dios a través de una ceremonia, rodeados de amigos, afectos y lazos que hemos tejido durante estos años", declaró la animadora a la revista.

Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores