Joven con muerte cerebral donó órganos y dio a luz a una niña

Marcela Alejandra Ayala Poblete, de 25 años, sufrió un repentino aneurisma que la dejó con muerte cerebral. Ante esto los médicos del Hospital Regional de Talca decidieron someterla a una cesárea de la cual nació una niñita que pesó dos kilos 400 gramos y midió 46,5 centímetros.

18 de Noviembre de 2004 | 11:20 | ORBE
TALCA.- La vida y la muerte se conjugaron en una impactante historia que tuvo como protagonista a una joven estudiante universitaria talquina, que luego de sufrir un repentino aneurisma que la dejó con muerte cerebral, dio a luz a una hija de ocho meses de gestación, después de lo cual y en cumplimiento a lo que ella misma había expresado en vida, su familia decidió donar sus órganos en un acto de conmovedora solidaridad humana.

Marcela Alejandra Ayala Poblete, de 25 años, oriunda de la localidad pre-cordillerana de Vilches y egresada de la carrera de Técnico Forestal de la Universidad Católica del Maule, llegó el lunes pasado hasta el Hospital Regional de Talca tras experimentar un severo dolor de cabeza y complicaciones estomacales.

Dado que presentaba un embarazo de 34 semanas la joven fue ingresada al servicio de maternidad del centro asistencial talquino, donde sufrió una crisis que la dejó en estado de inconciencia profunda debido a lo cual se decidió someterla a una operación de cesárea, de la cual nació una niñita que pesó dos kilos 400 gramos y midió 46,5 centímetros.

El estado de la joven madre, sin embargo, se agravó seriamente después de la intervención al punto que el día martes último los facultativos decretaron su muerte cerebral.

Ante este lapidario e irreversible diagnóstico y en medio del dolor que los embargaba, los padres de Marcela Alejandra decidieron respetar la voluntad que en vida les había expresado su hija en orden a donar sus órganos para ayudar a vivir a quienes lo necesitaran.

Es así como ayer, en un rápido operativo, un equipo médico proveniente de Santiago y encabezado por el cirujano Mario Ferreiro, arribó en un helicóptero hasta la capital maulina para realizar el procuramiento de los órganos de la joven donante, varios de los cuales se destinaron a la Clínica "Las Condes" mientras que uno de sus riñones fue implantado esta madrugada en el Hospital de Talca a una paciente de la zona.

"Marcelita nos ha dejado como bendición este regalo de Dios que es nuestra primera nieta a la que vamos a criar como padres y abuelos", reflexionó conmovida la madre de la estudiante, Maria Cecilia Poblete, quien indicó que el velatorio de la joven se efectuará en la residencia familia situada en la población "Don Sebastián" del sector norte de Talca, mientras que sus funerales, aún no determinados, tendrán lugar en el cementerio de Vilches.
Ediciones especiales
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
PUBLICACIONES DESTACADAS
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores