EMOLTV

Bachelet resalta rol de Lagos en lucha por crisis ambientalista

Con un discurso breve la Mandataria cerró el seminario sobre calentamiento global que contó con la presencia de Al Gore.

11 de Mayo de 2007 | 21:33 | Felipe Gálvez Tabach, El Mercurio Online

SANTIAGO.- Usando las mismas palabras que dieron forma al lema del seminario sobre el calentamiento global, la Presidenta de la República, Michelle Bachelet, concluyó que "la hora de actuar ha llegado" y dio por cerrada la cita ante la mirada del ex Vicepresidente de Estados Unidos, Al Gore, protagonista central al evento.


La Mandataria salió a escena en CasaPiedra alrededor de las 20:30 horas, tras una extensa pero nutrida presentación de Gore sobre los efectos nocivos de la crisis climática para la humanidad.


Fiel a su estilo, Bachelet pronunció un discurso breve donde destacó el rol que cumple ahora el recientemente nombrado enviado especial de la ONU sobre este tema, el ex Presidente Ricardo Lagos, quien también la observaba desde primera fila.


Bachelet dijo que lo de su antecesor es "un reconocimiento mundial a la capacidad del país de generar grandes acuerdos".


En ese sentido aseguró que la principal labor de Chile, un país que por su tamaño está lejos de generar la contaminación de potencias como Estados Unidos o China, está en extender en el mundo un hilo conductor para "compatibilizar el desarrollo económico, con la sustentabilidad ambiental y el desarrollo social".


"No hay un problema entre crecer económicamente y tener políticas de control de los gases invernaderos", dijo la Mandataria, asegurando que Chile no esperará a que las potencias mundiales asuman sus responsabilidades para actuar.


Finalmente destacó los avances de Chile en temas relacionados con la energía renovable, como los estudios con la energía eólica y los biocombustibles, así como realizó un llamado a los ciudadanos en general a aprender sobre el tema y enseñar a las nuevas generaciones.

Recomendados Emol
Revisa el análisis de David Bravo sobre la última cifra de desempleo