EMOLTV

Alcalde de Puente Alto: Cambios al Transantiago "no han servido para nada"

"Lo que hace más grave la situación es que los responsables de hacer las modificaciones no han tomado en cuenta a quienes conocemos los problemas del sector", reclamó Manuel José Ossandón.

30 de Mayo de 2007 | 17:24 | El Mercurio Online
imagen
La Segunda

SANTIAGO.- "Los cambios efectuados no han servido para nada". Así de lapidario fue el alcalde de Puente Alto y vicepresidente de Renovación Nacional (RN), Manuel José Ossandón, al momento de evaluar el resultado de las modificaciones hechas al nuevo plan de transportes, después de la llegada del ministro René Cortázar.


"La situación se ha ido agravando y, lo que es peor, quienes conocen los problemas de la comuna no han sido escuchados ni partícipes de los ajustes implementados", acusó el edil, cuya comuna alberga al 10 por ciento de la población de la Región Metropolitana.


A juicio de Ossandón, persisten dificultades como "la falta de recorridos, la falta de cobertura en horas punta y la falta de infraestructura y nuevos buses". "Lo mínimo que se puede pedir es que nos tomen en cuenta a la hora de hacer los ajustes de manera que los cambios nos beneficien de verdad y se dejen de una buena vez de improvisar y jugar con la dignidad de la gente", reclamó el alcalde.

"Lo que hace más grave la situación es que los responsables de hacer las modificaciones no han tomado en cuenta a quienes conocemos los problemas del sector, por lo tanto, de esta manera se seguirán dando palos de ciego e invirtiendo recursos, mientras la gente continúa sufriendo día a día, sumida en un continuo abandono por parte del Gobierno", añadió.


A modo de ejemplo, Ossandón señaló que en innumerables ocasiones se han sugerido cambios en los recorridos, debido a que los buses están transitando por sectores inadecuados. "Hay sectores en los cuales modificando en un par de cuadras el trayecto se solucionaría gran parte de los problemas de la gente, pero los empresarios no nos escuchan y no son capaces de modificar sus trayectos", denunció.


La autoridad comunal subrayó que la situación sigue siendo insostenible y no da para más, ya que "los tiempos de viaje han aumentado en más de una hora y en muchos casos la gente debe tomar hasta cuatro micros para ir a su trabajo o más de una para acercarse a servicios públicos".


A lo anterior, se debe agregar que en opinión del municipio, falta construir alrededor de  200 paraderos, mejorar los problemas de atochamientos provocados por lo extenso de las detenciones para tomar o dejar pasajeros, además de la falta de lugares adecuados para el descanso de choferes y de servicios higiénicos para éstos.

El Alcalde y también vicepresidente de Renovación Nacional dice que de tener más de 1500 micros con 50 recorridos, pasaron a tener 12 alimentadores y 7 troncales, que suman a lo más 500 máquinas, lo cual y según los cálculos del municipio significa que faltan alrededor de 160 buses para dar una buena cobertura.