Las distintas clases de "eventos" que aspiran al título de "Cráter urbano 2007"

Hay cosas peores que una piedra en el camino. Bien lo saben los automovilistas que, cansados de toparse con 'eventos' inesperados, han lanzado su propio concurso para elegir al mejor hoyo de la ciudad. Aquí elaboramos la mejor lista de los candidatos.

27 de Septiembre de 2007 | 11:50 | Natacha Ramírez, El Mercurio Online

Vivir con hoyos


SANTIAGO.- Hay "eventos" que no dejan bien parados (bien lo sabe Marlen). Pero como éstos ya son parte de la postal urbana, tanto así que la Asociación de Automovilistas abrió las postulaciones para elegir al mejor hoyo de nuestras calles, elaboramos una completa lista con todos los posibles candidatos al título.


Porque aunque tengan en común el repudio de los automovilistas, no todos los hoyos son iguales. Los hay grandes, chicos, sutiles, profundos… Pero todos pueden clasificarse en alguna de estas categorías, que hemos preparado luego de un exhaustivo estudio en terreno. Para que se elija con conocimiento de causa.







foto   Erosionado: Sutil hoyo ondulante que, cual viento sobre la arena, los neumáticos forjan lentamente sobre el asfalto, hasta que emerge la tierra que luego se desparrama por la vía, como testimonio de nuestros orígenes. Toda una poesía. Un buen ejemplo es éste, de calle Chipana con cerro Dragón, en Iquique.






foto   Tradicional: También llamado “Colonial” (por nosotros mismos). Éste es el hoyo más clásico y común, que se forma con el desprendimiento del asfalto como si se hubiera “descascarado”, dejando al descubierto el adoquín. Tiene una importancia histórica pues rescata parte del patrimonio colonial. Este exponente es de Avenida Matta.






foto   Parchado: Cuando la autoridad no hace nada... piedras, papeles, hojas, cáscaras de plátano, agua, todo sirve para intentar tapar ese molesto hoyo que tanto nos incomoda. Así ocurrió en este evento de Avenida La Paz con Santa María.






foto   Omnipresente: Existe algo peor que un hoyo en la calle y es que toda la calle sea el hoyo. Así ocurre en esta vía del sector norte de Santiago, donde el hoyo, cual agujero negro, se ha ido apoderando de la ruta, dejando intactos sólo unos pequeños bloques de calle, que los vecinos cuidan como piso encerado.






foto   Cívico: Éste es el hoyo más correcto. Por más grande que sea, mientras esté debidamente señalizado, la gente aún lo acepta como un vestigio de civilización y apego a la ley. El ejemplo es de Santiago centro.






foto   Archipiélago: Este hoyo se da cuando la profundidad no es pareja y sobresalen algunos bloques de asfalto que, al agregarle agua, conforman islas, dificultando aun más el tránsito de las personas. En esta foto de Avenida La Paz se percibe cómo un hombre intenta pasar de una isla a otra utilizando una huincha (o quizás mide las dimensiones geográficas).






foto   Sequía: Un fenómeno colateral del cambio climático es el “recalentamiento global del pavimento”, provocado por la acción de los neumáticos vulcanizados que no respetan los protocolos ambientales. Así ocurrió en Las Rejas con Ecuador.






foto   Cráter: Tal como ocurrió hace 65 millones de años y en varias películas recientes de Hollywood, muchas calles de Santiago parecieran haber sido atacadas por una lluvia de meteoritos. A este registro de Costanera Norte con Purísima sólo le falta Will Smith.






foto   Excavación arqueológica: Esta verdadera ciudad subterránea ya la quisiera cualquier faraón de tumba. Y lo mejor para los turistas es que está en medio de la calle, a pocos pasos (o caídas) de la civilización. Un verdadero patrimonio arqueológico. Este ejemplar es de calle Cumming.






foto   Falla tectónica: Este tipo de hoyos se origina cuando una misma calle queda ubicada en dos placas tectónicas distintas. El ingeniero no previó ese pequeño detalle, que quedó al descubierto con un leve movimiento telúrico originado por el paso de un camión. Esto es lo que ocurre en Avenida Blanco Encalada.






foto   Fin del mundo: Por mucho tiempo se creyó que era un mito, pero los hoyos de Santiago todo lo pueden. Según la leyenda antigua, después de ese lugar sólo había dragones y monstruos, lo que Colón desmintió. Pero fotografías recientes prueban que la travesía del navegante fue en vano, pues el fin del mundo quedaría en Loreto con Santa María.
Ediciones especiales
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Crucigrama

Supera el desafío para esta semana.

Ajedrez

Prueba el nuevo ajedrez y comparte tus resultados

Solitario

Prueba el nuevo solitario y comparte tus resultados

Sudoku

Prueba el nuevo Sudoku y comparte tus resultados

Comentaristas
PUBLICACIONES DESTACADAS
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores