EMOLTV

ADN sugiere que primeros humanos emigraron globalmente

Un nuevo estudio sugiere que los genes de las personas actuales tienen vestigios de genes del hombre de Neanderthal y de otras ramas extintas de la familia humana.

07 de Marzo de 2002 | 15:24 | AP
NUEVA YORK.- Un nuevo análisis del ADN ofrece un nuevo giro a la teoría sobre los orígenes de la humanidad: Los seres humanos modernos se mezclaron con otras poblaciones de todo el mundo durante centenares de miles de años en lugar de reemplazarlas.

Las implicaciones del estudio sugieren que los genes de las personas actuales tienen vestigios de genes del hombre de Neanderthal y de otras ramas extintas de la familia humana.

Según la teoría original, los antepasados del ser humano actual emigraron de Africa hace 100.000 años y reemplazaron a poblaciones menos modernas en Europa y Asia.

El nuevo estudio del biólogo poblacional Alan Templeton, de la Universidad Washington en San Luis sugiere en cambio que hubo por lo menos dos migraciones diferentes.

La primera emigración ocurrió entre 420.000 y 840.000 años atrás, indicó, y la segunda entre 80.000 y 150.000 años atrás.

Según Templeton, la migración más reciente, y quizás ambas, no fueron
"acontecimientos de reemplazo".

En lugar de ello, agregó, las pruebas de ADN indican que las diferentes razas se fusionaron y procrearon con individuos de las otras.

El estudio de Templeton aparece en el ejemplar de esta semana de la revista "Nature". Aunque el estudio no ofrece datos originales, emplea un método estadístico único que según el autor sigue los orígenes genéticos con mayor precisión a través del tiempo.

Templeton se encuentra en Israel y no formuló comentarios.

Otros científicos dijeron que las conclusiones de Templeton podrían reconciliar la teoría de procedencia africana con fósiles que sugieren que hubo más de una ola migratoria.

Sin embargo, no están tan seguros de que el modelo analítico de Templeton sea enteramente preciso.

En un artículo diferente aparecido en el mismo número de "Nature", Rebecca Cann, profesora de biología molecular en la Universidad de Hawaii, sugiere que Templeton fue "demasiado ambicioso en la escala de su análisis" y quizá se apresuró a participar en el debate evolucionario.

Para su estudio, Templeton desarrolló un programa de computación llamado GEODIS a fin de analizar el material genético de miles de seres humanos actuales de todo el mundo.

El modelo de Templeton analiza el ADN de 10 lugares en cada una de las muestras genéticas. Los modelos anteriores se centraron en una sola región del ADN, por ejemplo el ADN del mitocondrio que es transferido de la madre a generaciones subsecuentes. Este reducido enfoque ofreció resultados incompletos, agregó.

En su crítica, Cann sostiene que el nuevo modelo debe ser verificado independientemente, y sus conclusiones comparadas con las evidencias existentes de la arqueología, la lingüística y otras disciplinas científicas.

"Quizá necesitemos una demostración de que GEODIS ofrece una panorámica antes de decidir cómo interpretar las diversas señales descubiertas por el análisis de Templeton a escala global", agregó.